TO2S2020-Ciclo 2: Observación

De Casiopea



AsignaturaTaller de Obra
Del CursoTaller de Obras 2S2020

Nota: se conservará la numeración de reuniones y encargos del Ciclo 1

Ciclo 2: Observación

Reunión 8 - 7 de septiembre

Hoy comenzamos un nuevo ciclo, dedicado a la observación. Al iniciarlo, es pertinente hacer una contextualización sobre el espacio en que se mueve el Taller de Obras. Éste se dedica a la construcción de obras en la Ciudad Abierta, extensión habitada a la luz de Amereida. Amereida ha inaugurado una nueva visión del continente como extensión, en distinción del territorio. Ver el continente como territorio es algo que viene del tiempo de los españoles, que lo consideraron así para dominarlo y gobernarlo. Así por ejemplo, había una franja de tierra que le pertenecía al rey. Y esta visión ha perdurado hasta nuestros días, No es que esté mal: el gobierno de la tierra es necesario para poder sostener la existencia, pero hay en Amereida otra visión: la de extensión que revela la abertura. Los mapas de América que aparecen en Amereida nos muestran esto: el espacio abierto a la relación de los oficios con la palabra poética para revelar el desconocido del continente.

El punto de vista de la extensión se encuentra en un sentido distinto al del territorio: no tiene que ver con el dominio sino con la gratitud a la tierra. Es por esto que la obra se dona: pues la obra es la gratitud a la tierra americana. La Ciudad Abierta está construida en este sentido: está destinada a desvelar la relación entre la palabra poética y los oficios. Es el Jalón de América, en cuanto extensión abierta. Se ubica, de este modo, en el mismo espacio que las Travesías. En ellas, la obra realizada canta la abertura de la extensión de aquel lugar al que se va.

Dado que el Taller de Obras se dedica a la construcción de obras en la Ciudad Abierta, pensar obras de travesía es algo que se encuentra en el mismo espacio. Las obras que piensa este taller son con una cabeza que erige: en la Ciudad Abierta esto se hace efectivamente. Pero sin la posibilidad de hacerlo, las pensamos al menos teniendo en cuenta esta dimensión. Esto cuenta tanto para las obras de Ciudad Abierta como para las obras de travesía.


Nos aprontamos a dirigirnos al campo de la observación. En la Escuela hay varios puntos de vista sobre el observar. En este Taller aparecieron dos nociones a propósito: tiene que ver con el hacer aparecer algo, y con rescatar algo más allá de la primera impresión. Se puede discutir mucho sobre esto, pero el punto aquí es el siguiente. Se trata de presentar un sistema de observación que permite ordenar mentalmente aquellas cosas que se piensa decir a propósito de lo observado.

Este sistema apunta a una organización del texto de una observación en 3 pasos: Descripción/ubicación - Análisis - Riesgo/afirmación.

  • Descripción/ubicación: Contextualización de la situación dibujada. Hora, lugar, condiciones del entorno. Una descripción de lo que se está dibujando
  • Análisis: El nombre indica bastante, análisis que ahonda en la situación observada. Pretende explicar algunos fenómenos que ocurren en la situación observada, o a armar relaciones, etc
  • Riesgo/afirmación: Se trata de decir algo a propósito de lo visto, que no es una mera conclusión sino es algo a sostener. Dice un modo de entender, por lo tanto no es algo obvio y no se sostiene en sí mismo como los pasos anteriores. Tiene que estar relacionado con lo dibujado: el dibujo es un registro de un acontecimiento del habitar

Estos pasos no son estructurados, en el sentido de que uno lleve necesariamente al otro, pero sí son componentes que en conjunto ayudan a mejorar, a entender mejor lo que se está observando. Evidentemente es un modo de realizar observaciones, no es el único. Ocuparemos este modo para los encargos de observación de este ciclo. Para poder tener los pasos presentes en las anotaciones de las observaciones, ocuparemos los siguientes colores[r7 1]:

  • Negro para la descripción
  • Azul para el análisis
  • Rojo para la afirmación

A continuación un par de croquis de ejemplo, en que se aplica el sistema presentado

  1. Si revisan el código de esta sección, podrán ver cómo escribir texto con color en la wiki

El encargo

Vamos a observar la calidad o cualidad del espacio. Partimos nombrando 7 (dos de ellos se encuentran dentro de un mismo tema), pero claramente pueden haber más. Son las siguientes:

  1. La extensión inmodificable - aquella que no se puede cambiar
  2. Lo inverificable - nadie podría decir que está bien o mal dibujado. No se puede verificar, pero posee una cualidad espacial
    1. Lo impropio - una extensión que no podemos habitar sin ocupar un artificio
    2. Lo abarcable - Es posible estar en este lugar, pero no se puede verificar con precisión dónde se estuvo
  3. Exterior
  4. Interior
  5. Otro

La tarea consiste en mirar estos espacios, ver de qué se trata y qué aparece al estudiarlos. Evidentemente desde las posibilidades que cada cual tiene para hacerlo. Para que aparezca la cualidad hay que tener una cantidad de trabajo, que en este momento hemos establecido en al menos 12 croquis. Evidentemente se pueden hacer muchos más. Esto sólo funciona si existe disposición a observar: disponerse a hacerlo es clave para conseguirlo. La observación no es una impresión instantánea. Al hacer un croquis, se anota algo, pero luego es posible modificar esa anotación, reescribirla para que se entienda mejor, o para precisar lo dicho, incluso para francamente decir otra cosa. Siempre es posible volver a las observaciones y replantearlas.


Encargo 6 - Calidad o cualidad del espacio

  1. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 6 Cualidad del Espacio
  2. Daniella Cortés - Taller de Obras - Encargo 6 - Ciclo 2
  3. Arellano Josefa - Taller de Obras - Encargo 6
  4. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Encargo 6
  5. María Ignacia Inojosa Quijanes - Taller de Obras - Encargo 6
  6. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Encargo 6
  7. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Encargo 6
  8. Francisco Muñoz- Taller de Obras- Encargo 6
  9. Javiera Villatoro-Taller de obra- Encargo 6
  10. Catalina Vega - Taller de Obras - Encargo 6

Reunión 9 - 10 de septiembre - Taller de Amereida

Para ponernos al día con el Taller General de Amereida, la segunda hoja del encuentro anterior. A continuación ambas hojas juntas.

Hoja original Cuarto encuentro Taller de amereida - hoja 1

Miércoles 9 septiembre 2020 - hoja 1 - segundo semestre

Cuarto encuentro Taller de amereida

Encontrándonos en esta diez y seis ava vez
sujetos a la modalidad virtual, donde claramente a
algunos de nuestros sentidos clásicos no les es posible
comparecer como lo son el gusto, el olfato y el tacto,
y, en el caso particular del taller deamereida que
ocurría al aire libre, bajo la protección de la
naturaleza, que de suyo, nos entretiene y nos recibe
encontrándonos, por la cantidad que somos, que hemos de
confiar en el escrito, en la grabación, en el dibujo.....
y de sobremanera en aquella imaginación capaz de
traernos,algo así como una equivalencia, a lo que es
y al sentido de la presencia, creo que es el
momento de reconocer este hecho a cabalidad.......
Digo esto, porque de alguna manera u otra, lo que
está ocurriendo, a pesar nuestro, es una invitación a
participar de lo que tantas veces hemos llamado
"desconocido" esa palabra llena de prestigio poético
que viene a amparar mucho de lo que no sabemos
todo lo que no vemos, no entendemos, no sentimos
en fin, un nombre que bajo cuya suerte, protege y
guarda la infinidad que nos toca vivir, la extensión
que nos toca habitar y el sentido inimaginable del
tiempo.

Hoja original Cuarto encuentro Taller de amereida - hoja 2

Taller de - hoja 2 - Amereida

Cuarto encuentro El sentido inimaginable del tiempo

Decíamos que la palabra desconocido contiene en su
seno mucho ~ pero mucho ~ más que la palabra conocido......
Ella reune todas nuestras aspiraciones, todo aquello que
no nos resulta resolver, por ejemplo, en una imagen....
"Ella" comienza donde la imaginación termina.....

Conversando con otros recordábamos que "en poesía" el
desconocido no se trata de algo que está a la espera
de ser conocido sino que es algo que mantiene su
condición de ser..... Claro que en una primera instancia
puede producirnos miedo, hasta terror, enfrentarnos a
algo que no nos es posible conocer....... El tiempo,
lleva implícita esta característica por cierto en cuanto
lo hemos fracionado en pasado presente y futuro......
El desconocido y el tiempo andan de la mano y solo
se dejan percibir en aquello que llamamos presente



Es C.S. Lewis en "Cartas del diablo a su sobrino" que
nos dice y propone que el tiempo más parecido a la
eternidad es justamente el presente. El tiempo
donde nuestra condición humana está más segura,
más poseída por sí misma, más acorde con su sino.....
Al punto que podríamos aventurar ...... Que nuestra condición
"mientras más presente más humana" y "mientras más humana
más presente"...............
Saludos a todos

El término "humano" se refiere a lo que le toca/le concierne a los seres humanos. En poesía existe la metáfora, en donde lo "inhumano" se podría aplicar, por ejemplo, a piedras. Pero los seres humanos no podemos abandonar nuestra humanidad: la condición humana. En ese sentido el término más humano o menos humano oculta algo que no dice: su modo de ser virtuoso (para ser más humano) o vil (para ser menos humano). Hoy en día no tenemos muchas posibilidades de ser inhumanos, sino de ser virtuosos o viles. Esto es dicho porque el lenguaje de la arquitectura es directo, es decir que no admite las metáforas.

Con esto, nos pasamos al presente. Desde el oficio tenemos un punto de vista que recibe lo que la condición humana tiene sin juzgarla. El presente tiene que ver con la contemplación. En ella el presente se nos hace presente: abrirnos a que se nos manifieste. En un seminario filosófico (probablemente de Fédier) hablaba de que el presente se palpa en un "blick" (parpadeo), es decir un instante. Y mientras no se está en ese blick se está en el hábito. El hábito nos permite sostener nuestra existencia. Encontrarse en un estado de asombro permanente impide el realizar muchas cosas, por lo que se termina dependiendo de otros.

La observación tiene algo de esto: se inserta en el campo del juego. Esto ya que hace aparecer el presente - como el juego: el hábito no es un juego - y requiere someterse a algunas reglas básicas. En la arquitectura ninguna de estas dimensiones está fuera: ni el blick ni el hábito ya que la existencia es con ambas.

El encargo

Como tarea, podríamos ponernos a contemplar una situación de juego y ver el qué reside este presente: por qué o cómo la dimensión de juego nos trae el presente.

Algunas ideas a propósito de lo dicho

  • El juego entre el sueño y la palabra prepara la realización de los deseos - El juego coloca en la realidad exterior, el placer del aprendizaje [r9 1]
  • El hallazgo de lo extraordinario de la realidad: una piedra se puede transformar en un meteorito
  • Sobre las acciones que quedan implicadas al jugar. ¿Dónde parte el juego?
  • El catalizador del juego es la emoción, y que ocurre en los niños de manera muy fuerte. A tal punto que gritan. Una genuina expresión de un niño en el presente puro
  • El intentar nuevamente, cada vez. Una disposición del cuerpo abierto. El juego es salirse del hábito
  • El juego trae reunión
  • De lo planeado y lo espontáneo. Juegos que a veces nacen del momento, o que a veces requieren preparación. Acto de celebración del encuentro con el otro
  • El juego con los niños, entre adultos y niños. Romper con lo cotidiano. Los niños ocupan el espacio como les dicta el momento, a diferencia de los adultos. Como si el juego fuera inventar reglas innovadoras o novedosas para romper con la rutina
  • El juego te trae el ahora: te hace consciente de los límites. El juego con la mascota incluso. Hacerse consciente del otro trae el presente
  • Jugar por el gusto de jugar, hace que no importe si alguien gana o pierde. Jugar con y contra el otro. ¿Cómo sostener esta dimensión en la virtualidad?
  1. Boris Cirulnik - El encantamiento del mundo

Tarea 5 Amereida - El juego

  1. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 5 Amereida
  2. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Tarea 5 Amereida
  3. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Tarea 5 Amereida
  4. Javiera Villatoro-Taller de Obra - Tarea 5 Amereida
  5. Josefa Arellano - Taller de Obras - Tarea 5
  6. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Tarea 5
  7. María Ignacia Inojosa-Taller de Obra - Tarea 5 Amereida

Reunión 10 - 21 de septiembre

Un nuevo paso en la observación. Esta vez, acceder a la observación del cuerpo. El cuerpo es algo que concierne a todos los actos y cualidades espaciales. El cuerpo que habita el espacio. Para acceder a la observación del cuerpo, 3 dimensiones:

  1. Conocimiento: 2 niveles de conocimiento.
    1. El primero se trata de hacer explícito lo que ya sabemos del cuerpo por la experiencia de tenerlo. Un conocimiento propio que es posible explicitar. Por ejemplo, un conocimiento de este tipo sería que la cabeza puede girar en unos 180° - 90° a cada lado -, pero no en 360° (como las lechuzas).
    2. El segundo nivel de conocimiento es aquel que no es obtenido por la experiencia, sino mediante el estudio de otros oficios que los han adquirido. Es un conocimiento que debemos adquirir. Por ejemplo, un conocimiento de este tipo sería que las manos poseen una gran sensibilidad y fineza debido a que los músculos que las operan no se encuentran en la mano misma, sino en el antebrazo.

  2. Visibilidad: Me puedo poner a observar la posición del cuerpo en el espacio. Su postura. Accedo a ella a través de lo que veo, de lo visible

  3. Artificio: Dado que el cuerpo se encuentra en movimiento, nos inventamos un artificio que ayude a registrarlo adecuadamente. Se trata de mirar el cuerpo a través de una "plomada de observación", que es básicamente un hilo con un peso amarrado en uno de sus extremos, que es colgado a una altura segura (a unos 2 metros del suelo) de modo que sea posible ponerse a dibujar detrás de la plomada, a alguien mientras realiza una actividad. La idea es que la plomada dibuje una referencia vertical con la cual sea posible relacionar el cuerpo, de modo que sea más sencillo recogerlo cuando se encuentra en movimiento.


El encargo consistirá en revisar primeramente, qué es lo que se sabe del cuerpo, según lo expuesto en el punto sobre el Conocimiento. Se puede elaborar una página, un dibujo que reúna los conocimientos de nivel 1 y otra que resuma los que se encuentren de nivel 2. Luego, se trata de observar el cuerpo y sus posturas en el espacio, a través de la plomada de observación. Este encargo posee un mínimo de 15 croquis.

Excurso: sobre la forma y el oficio

Un arquitecto, o una arquitecta, le da forma a todo lo que toca. Buscamos la forma en todo lo que hacemos. Esto es porque si me ocupo de la forma siempre, jamás la descuidaré, y no es posible el descuidar la forma de una obra. Hacemos todo con forma para cuidar nuestra capacidad de dar forma. En el mundo de las artes, el distingo entre forma y fondo no existe: la forma es el fondo.Es el ser de nuestro oficio, y no podemos descuidarla.

Reflexión en torno a la observación

La observación nos permite acceder a cualidades espaciales, que dan lugar al habitar humano. Se podría decir, que se trata del elogio de las cualidades que dan cabida. Pero el habitar humano es con muchas dimensiones: luego el estudio de cualidades espaciales requiere un cierto sistema. Además, la observación nos permite tener originalidad, en cuanto lo que yo veo es distinto a lo que otra persona pueda ver. Ambos podemos tener palabra a propósito de una cualidad espacial y su relación con el habitar humano, y hay un croquis que lo respalda. Ahora bien, para que la observación sea una herramienta creativa fructífera, es necesario desarrollar la capacidad de preguntarse. Preguntarse por cosas cuya respuesta es hallable en el espacio. Es decir, ser capaces de perseguir una cualidad espacial y su relación con el habitar humano. Sin esta capacidad, la observación es guiada, y sin un guía, se pierde. Desarrollar esto es tarea de cada cual: nosotros de momento guiamos para que ustedes puedan ir construyendo la capacidad de preguntarse. Esta advertencia señala que sin una palabra sobre las cualidades espaciales, es muy difícil plantear una obra de arquitectura original - es decir, que posee un origen propio, y no el de otra obra -.

Encargo 7 - El cuerpo

  1. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 7 El Cuerpo
  2. Fabián Urrutia - Taller de Obras - Encargo 7 El Cuerpo
  3. María Ignacia Inojosa Quijanes - Taller de Obras - Encargo 7
  4. Carlos Rey - Taller de Obras - Encargo 7
  5. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Encargo 7
  6. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Encargo 7
  7. Francisco Muñoz- Taller de Obras- Encargo 7
  8. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Encargo 7
  9. Josefa Arellano - Taller de Obras - Encargo 7
  10. Javiera Villatoro-Taller de Obra-Encargo 7
  11. Catalina Vega - Taller de Obras - Encargo 7

Reunión 11 - 24 de septiembre - Taller de Amereida

Hoja 1 original

Miércoles 23 de septiembre - 2° semestre - 2020

Quinto encuentro Taller de Amereida

Sin duda "la amereida" es una travesía .... No en vano
ha sido llamada la Eneida de América.... Y claro está
también que al sentir correr estos días que van
dando inicio a la floración y a la estación que invita
a salir.... Y ~ en el caso nuestro ~ a salir a
recorrer América.... Claro está que no podemos evitar
que una suerte de inquietud nos recorra el cuerpo
entero, a la vez que ir cayendo en la cuenta que este
vendría a ser el segundo año en que no nos ha sido posible
"hacer travesía"..... Resulta difícil no caer en la
nostalgia sobre todo cuando traemos a presencia la infinidad
de travesías hechas, de aventuras corridas, de anécdotas
vividas y de obras levantadas por, doquier ....... Quedando
expuestas a la luz de la poesía y el oficio.....

No puedo dejar de pensar en la centena de alumnas y
alumnos que el pasado año no salieron de travesía
y, la centena de este año que ni siquiera a pisado
las arenas de la Ciudad Abierta..... ¿Qué decirles
entonces, a ellos, a nosotros, a vosotros, a aquellos?
¿Qué decir para salir del no y caer de lleno en el
"sí" aunque parezca un salto al vacío?
Tendremos literalmente que espantar la melancolía
tanto la que nos lleva a creer "que un tiempo pasado
fue mejor" como la que nos proyecta hacia la venida
de un tiempo "mejor"..... y una vez espantados los
fantasmas ~ que no están ~ nos instalemos en lo que sí
está: el ahora y aquí resguardado por el desconocido
al amparo permanente del tiempo presente manifestándose
como el mejor de los regalos. Este es
tener siempre
tiempo.

Hoja 2 original

Miércoles 23 de septiembre - hoja 2 - 2020

....El mejor de los regalos, este es tener siempre tiempo.......

Creo que podemos acordar sin mucho asunto que
tener tiempo, y, tenerlo siempre, es uno de los
bienes más preciados.... Esperando que no nos parezca
retórico, estar presentes en el presente es tener
todo el tiempo del mundo, porque estar presente en el
presente no es una idea, o un concepto, tampoco es un
pensamiento o un sentimiento; es una acción de vida o
un acto vivo. Un acto que siempre podemos llevarl a cabo.
Pase lo que pase.... Suena ingenuo pero ahora más que
nunca resulta necesario saber estar donde se está y
valga la redundancia la única manera que disponemos para
saber estar es estando ...... y ....... estando presente


~Ir de presente en presente de regalo en regalo ~

Me pregunto ¿por qué no? Si además le agregamos que
nos viene envuelto de desconocido, del incesante
volver a no saber, de lo nuevo, de lo igual pero distinto.....

Pareciera que a Amereida le es propicio vivir a fondo
sus propias palabras Palabras propicias Palabras poéticas
Palabras abiertas a sus aventuras .... Volviendo al
comienzo "la amereida es una travesía" y haciendo
cierto que hemos recibido el regalo del tiempo ..... Podemos
tomar un globo terráqueo, mirarlo por todos lados
sentir que tomamos el mundo en nuestras manos,
considerarlo amable a la vez que fascinante ......
Encontrar a Odiseo y a Eneas en el mar Mediterráneo
a Magallanes y a Elcano en el océano Pacífico
a Amundsen y a Scott en la Antártida, en el
mismísimo polo sur, uno de los dos polos que coronan
América y ...... Salir a dar una vuelta a América .......
Saludos a todos

Una palabra que concierne al oficio, "presente". Dos que debemos combatir: nostalgia y melancolía. Opuestas a la palabra "presente". Nuestro oficio, que lo construimos día a día está fundado en el presente. Alberto Cruz dice "yo no juzgo mi época, sino construyo con lo que hay". Aquí hay un salto a la ley del cualquier material. La advertencia con esto es tener cuidado con lo fijo: con la posibilidad de fijar.

Ahora, la construcción del presente es algo difícil. Tenemos por un lado el hábito, que nos construye. Y por el otro el blick. Otra palabra a propósito de esto: lo ingenuo. El arte está en el espacio de lo ingenuo, ya que el arte es directo. Lo opuesto a lo ingenuo es la astucia, que no es directa. Es el espacio del poder y el gobierno. Por eso el arte se da en la paz.

Esto es importante porque la obra de arquitectura, su concepción, es directa. Su construcción y gobierno puede requerir una astucia. Pero su concepción no. Esto nos permite combatir la nostalgia: no nos quedamos añorando el tiempo en que podíamos hacer travesía, sino que las concebimos.

Ahora, Amereida inaugura un punto de vista sobre la extensión, que es diferente del gobierno. En un punto de vista del gobierno, el territorio adquiere jerarquía: los lugares cercanos a la capital son más importantes que los lejanos. En la extensión no: todos los puntos son equivalentes. Esta posibilidad es sostenida en la capital poética de América.

La tarea

La tarea se tratará de pensar dos lugares posibles para ir de travesía. Proponer desde la ingenuidad, de manera directa, dos lugares.

Algunas acepciones de lo dicho en el taller

  • Lo atonal y lo tonal en la relación de jerarquía. Atonalidad en el modo de relacionar notas sin jerarquías entre ellas
  • Si se cuenta con los dedos, es posible contar hasta 12 con una mano. EL pulgar es el que cuenta, y va indicando cada falange de los otros 4 dedos (3 en cada uno)
  • ¿La Ciudad Abierta trata el no gobierno, o también tiene su gobierno, en cuanto jerarquía?
    • Las obras en la Ciudad Abierta, tienen la posibilidad de lo abierto. No se inscriben en el ámbito de un proyecto, en que se sabe de antemano a dónde se llegará. Son de término abierto, es decir se sabe cómo parten pero no cómo terminan. Están en lo abierto de la extensión. Esto no quiere decir que sea opuesta al territorio: sólo son distintas. Pero sí implica una decisión en el distingo entre un modo y otro.
  • Ingenuo en relación al volver a no saber. Actitud de inocencia para poder escuchar lo que se dice en la palabra poética. Son distintos modos de decir lo mismo. La inocencia, o ingenuidad es algo sin detrás, es pura percepción. Si el arte se da en la paz, entonces tiene mucho de lo espiritual.
  • ¿Hay otro lugar en el mundo en que se habite como en Ciudad Abierta?
    • Si nos dirigimos a un pueblo que tiene formulada una destinación, como los europeos, que tienen un mito que les da un destino a pesar suyo. Esa dimensión parte del suelo, pero no nace del gobierno del suelo. Esto es análogo a lo hecho con Amereida. Como América no tiene destinación, Amereida ofrece esta posibilidad. Es una relación del suelo con la poesía. Esto no es exclusivo, de hecho un planteamiento es que todos los pueblos lo tienen, formulado o no. Puede ser que subyazca en la condición humana.
  • La extensión y el territorio no son contradictorios. Están en nuestra condición humana. ¿Cómo uno está y tiene que estar a sabiendas de que va a morir? Hay varias maneras que se nos esparcen, que parecieran ser contradictorias sin serlo: lo sagrado y lo profano, lo habitual y lo excepcional, la vida y la muerte. El templo - templum - en su sentido original, un lugar despejado en el bosque para contemplar las estrellas. El bosque podría ser el lugar que habitamos. No habría templo sin bosque, no son opuestos ni contradictorios, aunque parecieran serlo.

Taller

Se entregan las notas del ciclo 1y se encarga una tarea de cierre a cada cual. Esta tarea es básicamente una presentación final, con puntos específicos en los que se debe avanzar. La tarea se sube al final del ciclo anterior(aquí)

Tarea 6 Amereida: Dos lugares de travesía

  1. Fabián Urrutia - Taller de Obras - Tarea 6 Amereida
  2. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Tarea 6 Amereida
  3. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Tarea 6 Amereida
  4. Catalina Vega - Taller de Obras - Tarea 6 Amereida
  5. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 6 Amereida
  6. Josefa Arellano - Taller de Obras - Tarea 6
  7. Carlos Rey - Taller de Obras - Tarea 6 Amereida
  8. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Tarea 6 Amereida
  9. María Ignacia Inojosa - Taller de Obras - Tarea 6 - Amereida

Reunión 12 - 28 de septiembre

TO2S2020-limite oficios.jpg

Esta vez haremos un trabajo de análisis, de un libro hecho por Sarah Bonnemaison y Ronit Eisenbach, sobre las instalaciones hechas por arquitectos. Lo traemos a presencia porque en alguna zona toca una dimensión del sentido de las obras de Travesía. Estos autores analizan varias obras en diferentes lugares, que se encuentran en un extremo o límite de la arquitectura. Los oficios tienen un centro en el cual reside su acción, y también límites en que pueden encontrarse con otros oficios. Uno de los sentidos de la travesía es abrirnos, y abrir la extensión americana en dimensiones del oficio y de la gratitud a la tierra. Es decir que es ocasión de hacer una obra que se encuentra en el límite del oficio, y de este modo contribuir a la abertura. En ese sentido, este libro posee un punto en común.

Las obras presentadas en el libro podrían inscribirse en el límite de la arquitectura con el diseño y las artes plásticas, según el esquema adjunto. Por tanto, el encargo consistirá en recoger 6 obras del libro, dos que se sitúen en cada límite (arquitectura - diseño; arquitectura - plástica; diseño - plástica). La condición para esto es que sean obras que nos digan algo respecto a la travesía. Se trata de hacer un dibujo o esquema que recoge la forma de la proposición, acompañada de un texto que presenta la proposición, y que señala cuál es la relación que guardan con las obras de travesía.

El intento consiste en caer en la cuenta de por qué están en un límite. Darse cuenta de esta zona límite que existe entre los oficios.

Encargo 8 - El límite de los oficios

  1. Carlos Rey - Taller de Obra - Encargo 8
  2. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Encargo 8
  3. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obra - Encargo 8
  4. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 8 Limites del Oficio
  5. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Encargo 8 Limites del Oficio
  6. Francisco Muñoz- Taller de Obras- Encargo 8
  7. Javiera Villatoro-Taller de Obra-Encargo 8
  8. María Ignacia Inojosa - Taller de Obras- Encargo 8
  9. Josefa Arellano Vega - Taller de Obras - Encargo 8
  10. Catalina Vega - Taller de Obras - Encargo 8

Reunión 13 - 1 de octubre - Taller de Amereida

Hoja manuscrita 1, Encuentro 6, Semestre 2

Miércoles 30 - Hoja 1 - Septiembre 2020

Sexto encuentro Taller de Amereida - San Francisco

Encontrándonos en las vísperas del acto de San Francisco - que
ha ido constituyéndose en una tradición de la Escuela - quisiera
traerles a nuestro presente una memoria del primer acto
de San Francisco ocurrido en la Escuela, en Recreo, por ahi
por 1965. Como toda memoria tiene las carencias de la de todos
los demás que en dicho acto participaron. Pero voy a tratar de ser
lo más fiel posible a la mía..... Puesto que tal acto dio mucho
que hablar y con el pasar del tiempo fue transformándose en una
suerte de mito que marcó a la escuela.....

Estábamos en el patio de la araucaria unas cincuenta personas
entre alumnas alumnos y profesores. Una mañana asoleada de
invierno Cuando de súbito Godo pide un silencio Se saca
su traje y aparece de blanco y rojo vestido. A la manera de
un trovador Y así investido nos invita a bajar caminando
andando en fila india, al mar, al oceano Pacífico que se
extendía espléndido ese día ante todos nosotros..... Era el tiempo
de los primeros actos de la escuela; era pequeña en esa época, y la
verdad es que bajamos en un silencio sepulcral hasta llegar
a las rocas de la orilla... Si la memoria no me hace trampa
la sensación de primera vez, de algo inaugural era compartida
por todos; nos tocaba por igual. Provocando un encantamiento
en común que suspendía al tiempo y recogía al espacio
en una medida amable y humana.... Nos ubicamos en
el roquerío alrededor de Godo.... y él una vez que
estuvimos quietos con su "voz blanca" palabra tras palabra
una por una fue revelando la luz de San Francisco.
Su desapego su desprendimiento y su humilde simpatía

Hoja manuscrita 2, Encuentro 6, Semestre 2

taller de amereida
Miércoles 30 hoja 2 septiembre 2020
sexto encuentro

Su desapego su desprendimiento y su humilde simpatía

La voz firme de Godo sostenida por una misma entonación
se entreveraba en el tronar rítmico de las olas
haciendo que todas las palabras dichas adquirieran un mismo valor
y formaran un canto que aparecía y desaparecía entre el vaivén
de las olas.... Nosotros todos permanecíamos quietos, lo más quietos
que se podía estar.... Como una manada de lobas y lobos marinos
retozando en las rocas tibias bajo el sol..... En esto estábamos
cuando cambiando el tono y la postura, Godo nos invita a la acción.
Nos invita a hacerle un regalo al mar, con lo que teníamos
en ese momento ahí.... Nosotros al principio titubeamos, como
si estuviéramos despertando de una ensoñación Hasta que
uno arrojó una lapicera de valor al mar.... Este primer
desprendimiento trajo una seguidilla de distintas ofrendas
al mar.... Cada uno de nosotros fue entregando algo que
apreciaba y poco a poco fue acumulándose en el fondo
del mar un verdadero tesoro de cosas queridas, más otras
que al flotar permanecían acercándose y alejándose ante
la vista nuestra.... No recuerdo, de verdad, si Godo dijo ese
día el poema "a las creaturas" o el "cántico al hermano
sol", tampoco recuerdo cómo terminó el acto.... Tengo la
vaga memoria que algunos se arrojaron al agua.... Como
parte del regalo.... Una vaga memoria sí..... Pero lo que
sí tengo claramente presente es que esa mañana se nos
abrió a los que allí estuvimos, el desapego, los
desprendimientos, y que la vida puede ser vivida en
humilde simpatía......
Saludos a todos

Otra versión de la historia señala que luego de hacer las ofrendas al mar, Godo indicó a los presentes "Acaban de hacer por primera vez un regalo." Cada vez que hacemos un regalo (por ejemplo, a alguien que está de cumpleaños) éste tiene un retorno: nos damos el gusto de regalar algo valioso. Sin embargo, al mar le da exactamente igual lo que le regalen, y no tiene retorno. Es llevar al extremo el regalo. Lo nuevo que abrió esto fue más por el acto inusitado que por el valor monetario del hecho. Estos principios de San Francisco, del desapego, el desprendimiento y la humilde simpatía que trae su manera de ser, se encuentran presentes en los fundamentos de la escuela.

La tarea

Para llevar esto al oficio, cada cual hará una reflexión. Hay dos palabras que nos anclan ante este hecho. La primera es "acto". En lo que relata Carlos hay una acción, cuyas consecuencias continúan, y no se sabe hasta dónde llegarán. La segunda palabra es "desprendimiento" que aquí está llevado a un extremo. La pregunta que nos queremos hacer es si en la arquitectura, o en la relación que tiene el arquitecto con su obra, se da este acto del desprendimiento, y de darse en qué medida.

Junto con esto, otra idea, la de la furia, que nos detiene antes de obrar, en una pausa oyendo la palabra poética. La palabra "furia" nos ha llegado a través del arquitecto Juan de Herrera, en el palacio El Escorial. El rey iba a vivir en un monasterio, entonces para que la obra fuese inmediatamente un monasterio, se trajo a vivir a ella a los monjes en carpa, mientras ésta se estaba construyendo. La obra se hace "a furia", es decir inmediatamente con todas sus dimensiones. Esto está relacionado también con la palabra "decisión", que anteriormente habíamos mencionado como un corte en el cual se elige una cosa y no otra. De este modo, el arquitecto o arquitecta fija cosas en el espacio.

Algunas acepciones adicionales

  • En la visita de obra, se da patentemente esta dimensión del decidir. Una característica de nuestro oficio es el estar por un lado abriéndose a lo nuevo, y por el otro decidiendo para poder fijar.
  • En una travesía, ocurrió que al levantar la obra, dos pilares que debían calzar, no calzaron. Este descalce implicó el desprenderse de la idea original. Y por otro lado, también la decisión en obra; el decidirse por conservar dicho descalce en vez de corregirlo.
  • Georg Braque - ama la emoción y corrige la regla. Ama la regla y corrige la emoción.

Tarea 7 - El desprendimiento

  1. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 7 Amereida
  2. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Tarea 7 Amereida
  3. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Tarea 7 Amereida
  4. Catalina Vega - Taller de Obras - Tarea 7 Amereida
  5. Josefa Arellano - Taller de Obras - Tarea 7

Reunión 14 - 5 de octubre

El trabajo siguiente es probablemente uno de los últimos de este ciclo. Será un trabajo en 3pasos, de los cuales presentaremos 2 en esta ocasión. Se trata de dirigir la observación hacia la profundidad. Este es un tema que atañe también a otros oficios, no sólo la arquitectura. La profundidad en torno a 3 preguntas guía:

  1. ¿Cuántos planos de profundidad somos capaces de distinguir en el espacio?
    a. En interiores
    b. Volcados al exterior

    Esta pregunta tiene incorporada otra, que sería ¿qué es un plano de profundidad? ¿Cómo lo defino?

  2. ¿Cuántos planos de profundidad distingue la pintura?
    Para esto, veremos la obra de dos pintores: Pieter Bruegel y Jheronimus Bosch El Bosco

  3. ¿Cuántos planos de profundidad distingue la historieta o cómic?
    Para esto, se recomiendan 3: Asterix, Tintin, y el manga.

Encargo 9: La profundidad 1

  1. Josefa Arellano - Taller de Obras - Encargo 9
  2. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Encargo 9
  3. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Encargo 9
  4. Carlos Rey - Taller de Obras - Encargo 9
  5. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 9 La Profundidad
  6. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obra - Encargo 9
  7. Javiera Villatoro-Taller de Obra-Encargo 9
  8. María Ignacia Inojosa - Taller de Obras - Encargo 9
  9. Francisco Muñoz- Taller de Obras- Encargo 9
  10. Catalina Vega - Taller de Obras- Encargo 9

Reunión 15 - 8 de octubre - Taller de Amereida

Hoja manuscrita 1, Encuentro 7, Semestre 2

Miércoles 7 - hoja uno - octubre 2020

Séptimo encuentro Taller de Amereida

"Solo es tuyo lo que has regalado"
y
Si has regalado "saber recibir" ~ es
ocasión de celebrar la luz del mundo.....

Al parecer ya viene a resultar un hecho
que "la travesía" ha de ser hecha de otra
manera. Ya somos muchos, al igual que
Magallanes, esperando en el puerto que sus
cinco naves estuvieran listas para lanzarse
a la aventura, ya somos muchos que esperan
encontrar la manera de encontrar la puerta
o el hueco por donde "salir" una vez más a
recorrer América, sea como sea, en la
esperanza que "sea", que sea, como ha de ser

A nosotros cuatro, que nos toca llevar adelante el
Taller de Amereida, sosteniéndolo en la relación
poesía y oficio, se nos ocurrió que este año 2020,
a la travesía que pudiera corresponderle, podríamos
nombrarla y llamarla "la andada" y así como
uno llama a un animal querido por su nombre y éste
viene a nosotros, quisiéramos literalmente
llamar a la travesía, que se encuentra en el fondo
de todos nosotros. Llamarla "andada" y que ésta venga
y nos sople, nos diga, nos señale, algo con respecto a
"que hacer" esta
única y estraña
vez......

Hoja manuscrita 2, Encuentro 7, Semestre 2

miércoles 7 séptimo - hoja dos - octubre 2020 encuentro

Qué hacer esta única y extraña vez......

Es imposible olvidar que Cervantes escribió
El Quijote estando en la cárcel. Que
hizo salir al hidalgo Alonso Quijano, a recorrer
La Mancha y a hacer buenas obras investido del
Quijote "El Caballero de la triste figura".....

Así también es imposible olvidar las travesías,
nosotros investidos de "poesía y oficios" dispuestos
a levantar obras, hacer actos, en algún
lugar de la extensión americana, siempre
abiertos a recibirnos e invitarnos a participar
de sus más recónditos secretos ...... Es que
nuestro asunto es "conocer"....: Contemplar, observar
dibujar, obrar, decir...... Son anhelos irrenunciables,
"conocer", permaneciendo libres de los afanes de
dominio, de conquista, de apropiación....

Conocer, con ese conocer que se entrega a
encontrarse con el desconocido ..... ese conocer
gratuito que nos hace sacar lo mejor de nosotros,
ese conocer franciscano que ilumina y
aliviana........ Bienvenidos entonces a
hacer aparecer, a pasar del no ser al ser,
a traer a nuestro acontecer el "quehacer", esta
única y extraña vez .... y quedarnos con palabra.....
Saludos a todos

Hoja manuscrita 3, Encuentro 7, Semestre 2

miercoles 7 séptimo - hoja tres - octubre 2020 encuentro

Y quedarnos con palabra~

Nos cuesta quedarnos. Sin palabra, como si estuviéramos
a merced de las circunstancias....

A nosotros cuatro al preguntarnos por la travesía
nos llegaron dos oraciones: la primera, venida
de Amereida, "faltan palabras para nombrar la
andada" y la segunda venida de la memoria en
común "mi oficio es andar andando". Sin duda
alguna vendrán otros más a favorecernos a
transformar lo desfavorable(lo más probable que
sea una apariencia) en favorable....

Estas oraciones, esta manera de hablar, vienen
del "decir poético"; decir que no pretende, que dice
poco o nada en medio del tráfago de los quehaceres, del
mundo; pero, es un decir que deja abierta una apenas
rendija que nos invita a sentirnos libres, a pesar de .....
Una opción que se asemeja a la puerta o ventana
que uno le deja abierta a un pájaro que por azar
se ha quedado encerrado en un cuarto y está estrellándose
contra los vidrios que dejan pasar la luz....

Con ese entusiasmo entonces, que genera sentir y creer en lo
en común por qué no ¿una andada? ¿Por qué no
sacarle bordes, brillos y sentido, a esta palabra
abierta a su propio devenir? ¿Por qué no
recurrir a ese sencillo acto que es "andar"?

Nuevamente entonces, alumns, alumnas, profesoras y profesores
exalumnas y exalumnos, que han hecho travesías
bienvenidos a construir juntos, esta vez
"la andada"
Saludos a todos

Desde el oficio, un distingo a propósito de la palabra "origen", que no es lo mismo que inicio. Si confundimos origen con inicio, podríamos decir que la Ciudad Abierta ya tuvo su origen y ahora se encuentra en otra cosa. Sin embargo, cuando el origen es poético, entonces está siempre presente. Esta relación de la poesía de Amereida con el oficio es siempre original, o no es. Si no, estaríamos repitiendo siempre lo mismo. La relación se da cada vez: en cada nueva obra se está construyendo esta relación original. Distinto es el inicio, que es cuento algo parte. Cuando algo parte, también termina, es decir, inicio y término. Pero aquellas cosas que tienen origen están en un campo distinto: no se trata de inicio y término, no es un problema que se soluciona.

Un segundo punto es que la travesía no va a la visión de gobierno y dominio. Se encuentra en un espacio anterior, que permite ver. En este espacio de la extensión, la travesía tiene un algoritmo muy sencillo: ir al continente, dejarse atravesar por su extensión, hacer una obra, y donarla. Es ir, pero en el acto de ir, no es un ir cualquiera, no es ir con propósito. En ese sentido, la obra no es un servicio asistencial ya que esto se encuentra en el ámbito colonial. Es distinto: se trata de una obra que intenta desvelar el continente. Ahora bien, tampoco son pares opuestos, no se trata de que la extensión esté en contra del territorio, sino lo distingue.

Con estos ingredientes se arma el "guiso" de la travesía. Con uno que falte resulta otra cosa. Ahora, Carlos propone la andada desde nuestros confines. De eso se ha tratado este Taller: de no quedarnos sin palabra ante la imposibilidad de realizar la travesía. Realizamos un proyecto que tiene un porcentaje de la obra de travesía, y otra que no, ya que no tenemos posibilidad de encontrarnos con el lugar. Entonces, tenemos una dimensión previa al continente, que Carlos ha nombrado "la andada". O quizá lo que Carlos nombra requiere de algo más que lo que hemos pensado. O quizá la andada requiere de otra cosa. Es una dimensión a cavilar.

La tarea

A partir de la proposición de Carlos, de nombrar la andada. Haremos una reflexión o cavilación en torno a este nombre. Dos posibilidades: que este nombre recoge lo que estamos haciendo en el Taller de Obras. O bien, que la andada trae una nueva dimensión al Taller que no estamos considerando. La tarea consiste en discernir si se trata de un nombre propio o si nos trae una dimensión adicional.

Algunos comentarios y preguntas

  • Cuando nos proponemos plantear una obra de travesía, lo hacemos desde la proposición de una forma. Una forma es una figura que es capaz de dar cabida a todo lo que se requiere. No nos referimos a la organización de la travesía, que incluye por ejemplo tener claras las comidas, sino al llegar a la forma. Esto porque la organización es para ir de travesía, lo que no es una posibilidad ahora.
  • En el desempeño profesional generalmente la arquitectura se desarrolla desde la visión del territorio. ¿De qué modo se puede relacionar la visión de la extensión con el ejercicio profesional?
En la formación, el oficio de la arquitectura es bastante amplio, con dos extremos que no son excluyentes. Uno de ellos es el profesional, que a su vez tiene dos dimensiones -podríamos decir- la creativa y la tradicional. Alguien por ejemplo, podría dedicarse a la tradición, es decir a construir aquello que está bien hecho, que sabemos que funciona, y hacerlo bien. O también podría dedicarse a la exploración creativa. El otro extremo del oficio es el arte. El arte en sí mismo, no tiene profesión, y se encuentra en un campo que es inaugural. La formación de esta escuela abarca desde lo profesional a lo artístico, para que después cada cual pueda elegir dónde ubicarse.

Tarea 8 Amereida - La andada

  1. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 8 Amereida
  2. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Tarea 8 Amereida
  3. Catalina Vega - Taller de Obras - Tarea 8 Amereida
  4. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Tarea 8 Amereida
  5. Danitza Montecino Parra - Taller de Obras - Tarea 8 Amereida
  6. Josefa Arellano - Taller de Obras - Tarea 8 Amereida

Taller Dado que el lunes 12 es feriado, se entregará el paso de la próxima semana. Consiste en un curso del espacio a propósito de la tarea de la profundidad. Cada cual tomará sus observaciones de la profundidad. En ellas, es posible hacer un distingo de la profundidad en el interior, y aquella arrojada al exterior. Se podrían nombrar estos distingos a partir de sus cualidades espaciales. Se hace en un campo espacial básico de 30 cm de arista, y está hecho en papel. La única condición para el curso del espacio es que no aparece a la vista ninguna lámina de papel, es decir que posee todos sus espesores construidos. El encargo es construir un espacio abstracto, a partir de los nombres de las profundidades observadas (al menos 1 interior y 1 exterior). Se trata de construir los dos nombres espaciales en un cubo. Indicar en la tarea, los nombres espaciales que se están construyendo, distinguiendo cuál es cuál.

Encargo 10 - Curso del espacio 1

  1. Carlos Rey - Taller de Obra - Encargo 10
  2. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obra - Encargo 10
  3. Josefa Arellano - Taller de Obras - Encargo 10
  4. Fabián Urrutia - Taller de Obras - Encargo 10
  5. Daniella Cortes - Cubo Profundidad
  6. Javiera Villatoro-Taller de Obra-Encargo 10
  7. Danitza Montecino Parra -Taller de Obra-Encargo 10
  8. Francisco Muñoz- Taller de Obras- Encargo 10
  9. María Ignacia Inojosa Quijanes - Taller de Obras - Encargo 10
  10. Catalina Vega - Taller de Obras- Encargo 10

Reunión 16 - 15 de octubre - Taller de Amereida

Hoja manuscrita 1, Encuentro 8, Semestre 2

14 de octubre - hoja 1 - 2020 2do semestre

Octavo encuentro del Taller de Amereida - La andada

La palabra es rápida, inmediata, instantánea....
La acción demora..... Y cuando se trata de la obra
demora aún más, muchas veces, mucho más.....

La Ciudad Abierta en su origen fue solo dos palabras
"Ciudad Abierta", luego de cincuenta años siguen
siendo esas dos palabras pero, los oficios, la acción,
han levantado una ciudad abierta en las arenas,
sosteniendo la pregunta por lo abierto y la invitación
a participar: "ven a lo abierto amigo"

En estas breves nueve líneas he traído a tres poetas
a Godo, Rimbaud y Hölderlin, los he traído con tres
de sus preguntas Ciudad Abierta, la palabra y la acción
y ven a lo abierto amigo. Preguntas que los oficios
han mantenido vivas de modo que la abertura
permanezca como abertura, que el intento de
que la palabra y la acción rimen sea cada vez
puesto en juego, y que el ejercicio de la hospitalidad
"oir al otro y decir quien uno es" sea el real saludo,
sea dar cabida a aquello que un cuarto poeta,
Lautreamont, propuso "la poesía ha de ser
hecha por todos". He querido traer, a estas
hojas escritas, este universo poético, porque nos
estamos dando cuenta que este año, la encarnación
de estas palabras, la Ciudad Abierta, está cumpliendo
medio siglo de existencia.......

Hoja manuscrita 2, Encuentro 8, Semestre 2

14 de octubre - hoja 2 Taller de Amereida - 2020

Medio siglo de existencia

¿Quién hubiera pensado que esos diez que un buen día
partieron del estrecho de Magallanes a recorrer América
iniciaran la Amereida? "Una andada" que perdura hasta hoy
y que al andar por lo abierto, canta la extensión
reconociendo el origen ~ una y otra vez ~ el
llamado del destino. ¿Quién podría haber pensado
que de esta manera de andar "manera quebrada y
anhelante tras la poesía", hubiera nacido una Ciudad
Abierta cuyo destino es cuidar la abertura vislumbrada
en su origen? Y ¿quién pudiera haber imaginado que
la conjunción de la poesía y los oficios sea deseada y
requerida para adentrarse en la abertura de lo
desconocido y en lo desconocido de toda abertura.....

"Mi oficio es andar andando" dijo un vagabundo
cuando fue detenido por vagancia.... La verdad es que
en su humildad dijo lo más difícil "las cosas por su
nombre"... Y, ¿si nos preguntaran hoy día, así de golpe,
encontrándonos en medio de la celebración de los
50 años de la Ciudad Abierta y de los 500 años de
Magallanes adentrándose en el estrecho, para caer
en la amplitud del mar que llamó Pacífico....

Si nos preguntaran ¿qué hacen ustedes ahí en las arenas
y qué hacen recorriendo América, para arriba y para abajo?
¿Qué contestaríamos? No podríamos contestar con una clase
ni con un discurso ni con ocurrencias para salir del paso
tal vez, debiéramos dejar que la respuesta aflorara por sí misma
desde el fondo insospechado que nos transparenta.....
Un saludo a todos

Desde el oficio, Carlos nos trae a presencia lo que se ha constituido nuestro origen. El punto inicial muestra una posibilidad del ejercicio de la libertad. Modo de ser que consiste en la relación entre la Amereida, la Ciudad Abierta y este Taller no es el problema de calcular un futuro. En el arte, podría ser incluso que el futuro no existe. Atravesar el continente en un estado de acto poético. La regla para esto es que todos se ponían disponibles, y cuando alguien decía "aquí", todos se disponen a responder con la obra ante las ganas de hacer algo.

El propósito es detenerse a hacer una obra sin ningún previo. Una construcción en el continente que es en sí misma. Es ahora y aquí, y además es un regalo. A la pampa, a América, en el verdadero sentido del regalo. Este hecho presente perdura hasta el día de hoy: el presente constituye el mañana. Esto es precisamente lo que constituye la Ciudad Abierta.

La tarea

La faena que este Taller se plantea ante esto es proponer una obra de Travesía en la manera de una partida. No sabemos cuándo se construirá, ni es pertinente saberlo tampoco. Lo que sí se requiere es una fidelidad con la palabra poética. El punto está en que cada cual, con lo que ha oído de las intervenciones poéticas que ha hecho Carlos, pueda arriesgar a qué dimensión poética le va a ser fiel. De eso se trata la tarea de esta vez: de decidir.

Por ejemplo, Carlos mencionó que en la Ciudad Abierta se señaló como modo de ser, la hospitalidad. Esto es algo que se debe construir cada vez. Además, nadie sabe a ciencia cierta qué es la hospitalidad y qué forma debe tomar cada vez: no hay una receta para esto. Es una dimensión a la que serle fiel. El obligarse libremente a construir lo inaugural da la potencia para encontrarse en la zona inaugural. Lo inaugural es una construcción, no es una cosa que resulta por azar.

En nuestra escuela, la relación con la poesía es al comienzo. En algunas obras, la poesía aparece en la inauguración, como un perfume que la concluye. No es nuestro caso: aquí es una relación creativa. Esta relación ha sido posible porque se ha encarnado en la Ciudad Abierta y en las Travesías. Se ha desarrollado una relación afectuosa entre poesía y oficio, que ha permitido mantenerla viva.

Comentarios

  • La normativa y la técnica muchas veces resultan en una restricción a la creatividad. De la poesía podemos extraer algo súper valioso que es la creatividad, que es difícil de sostener hasta el final en una obra
    • En la exposición de los 20 años, Alberto dice que hay arquitectura cuando hay un arquitecto. En esta escuela, se forma a los arquitectos y las arquitectas para que conozcan cuál es el sentido de la obra, que es la dedicación en sí misma. Que la obra sea en sí misma. Una obra no tiene sólo el "para", que podría corresponder a su programa por ejemplo. Una casa no es su programa, es la casa en sí misma. La obra debe contener el sí misma. EL mundo suele hablar del "para", pero no de la forma que ese "para" toma.

Tarea 9 Amereida: Dimensión poética a la que serle fiel

  1. Constanza Sánchez Vilches - Taller de Obras - Tarea 9 Amereida
  2. Catalina Zapata Neira - Taller de Obras - Tarea 9 Amereida
  3. Ignacio Tagle Galdames - Taller de Obras - Encargo 9 Amereida