Diferencia entre revisiones de «Mauro Herrera Tarea 4 - Módulo investigación T1 2017»

De Casiopea
 
(No se muestran 16 ediciones intermedias del mismo usuario)
Línea 28: Línea 28:
  
  
INTRODUCCIÓN Y DESARROLLO
+
'''INTRODUCCIÓN Y DESARROLLO'''
  
Jaime, personaje de la obra "Como gustéis" de William Shakespeare en el acto II, escena VII dice "el mundo entero es un teatro, y todos los hombres y mujeres simplemente comediantes. Tienen sus entradas y salidas, y un hombre en su tiempo representa muchos papeles, y sus actos son siete edades". El personaje cuando se refiere a la vida misma la dota de un carácter escénico, pues es el hombre un actor que jugará distintos roles a lo largo de esta: la niñez, adolescencia, adultéz, etc. En la poética de Shakespeare vemos como el artista se refiere a su oficio, el teatro, exalsándolo hasta el punto de ponerlo por sobre la realidad, y es que, claramente no se refiere a un teatro de dimensiones colosáles en donde ha de acontecer todo, sino a algo casi espiritual, a tal punto que el teatro significa su vida.
+
Jaime, personaje de la obra "Como gustéis" de William Shakespeare dice "el mundo entero es un teatro, y todos los hombres y mujeres simplemente comediantes. Tienen sus entradas y salidas, y un hombre en su tiempo representa muchos papeles, y sus actos son siete edades".<ref>
 +
(''William Shakespeare. (2006). Como gustéis. Buenos Aires: Editorial del cardo.(2.7.30) </ref> El personaje cuando se refiere a la vida misma la dota de un carácter escénico, pues es el hombre un actor que jugará distintos roles a lo largo de esta: la niñez, adolescencia, adultéz, etc. En la poética de Shakespeare vemos como el artista se refiere a su oficio, el teatro, exalsándolo hasta el punto de ponerlo por sobre la realidad, y es que, claramente no se refiere a un teatro de dimensiones colosáles en donde ha de acontecer todo, sino a algo casi espiritual, a tal punto que el teatro significa su vida.
  
 
Tomándome del imaginario de un teatro gigante, creo que en esto juega un rol vital la arquitectura a la hora de aterrizar la expresión, pues no estamos ante un teatro mundial de proporciones exorbitantes e inabarcables, sino ante pequeños "teatrillos" (la casa, la escuela, el trabajo, etc) donde se han de desarrollar las diversas circunstancias diarias y cada teatrillo ha de ser lógicamente afin a la manera en que se va a habitar. La casa entonces será uno de los lugares más relevantes y seguramente donde posiblemente estará el "escenario principal".
 
Tomándome del imaginario de un teatro gigante, creo que en esto juega un rol vital la arquitectura a la hora de aterrizar la expresión, pues no estamos ante un teatro mundial de proporciones exorbitantes e inabarcables, sino ante pequeños "teatrillos" (la casa, la escuela, el trabajo, etc) donde se han de desarrollar las diversas circunstancias diarias y cada teatrillo ha de ser lógicamente afin a la manera en que se va a habitar. La casa entonces será uno de los lugares más relevantes y seguramente donde posiblemente estará el "escenario principal".
Línea 40: Línea 41:
 
2/ la del momento escénico: una instancia extraordinaria entre el público y el artista en la cual el actor ha de negarse a si mismo como individuo natural, a la manera de lograr encarnar un otro, de salirse de si y ahora ser el personaje.
 
2/ la del momento escénico: una instancia extraordinaria entre el público y el artista en la cual el actor ha de negarse a si mismo como individuo natural, a la manera de lograr encarnar un otro, de salirse de si y ahora ser el personaje.
  
Pareciera entonces que en la faena de proyectar una hospedería-teatro nos vemos obligados a tener en cuenta que estamos pensando un lugar en donde ha de co-habitar en alguna manera ficción con realidad, y para ello hay que ser conscientes, pues no buscamos confundirlas sino vincularlas inteligente y funcionalmente. En palabras de Stanislavski "Lo primero que debe hacer al entrar en el salón de ensayo es romper todos los lazos que lo atan a su vida privada. La vida de Ivanov, de Petrov o de Sidorov termina tras la puerta del salón de ensayo y la persona que está sentada allí ahora es el personaje que ha venido a ensayar" (171)
+
Pareciera entonces que en la faena de proyectar una hospedería-teatro nos vemos obligados a tener en cuenta que estamos pensando un lugar en donde ha de co-habitar en alguna manera ficción con realidad, y para ello hay que ser conscientes, pues no buscamos confundirlas sino vincularlas inteligente y funcionalmente.  
  
David Magarshack en su ensayo sobre el método de Stanislavski dice "Sin embargo, como es imposible depender siempre del subconsciente y de la inspiración, el actor creador debe preparar el terreno para esa labor subconsciente, velando antes que nada por realizar correctamente su labor consciente; porque lo consciente y correcto crea verdad, y la verdad engendra creencia.". Llevándolo al campo de la arquitectura pienso que hay que dar cabida y confort para que el actor "prepare el terreno" a la hora de abordar el personaje, esto ha de ser desde la misma hospitalidad de la Ciudad Abierta y dotándo el espacio diseñado de infraestructura necesaria,  dando acogida a momentos "intermedios" que habrá entre que el actor es si mismo hasta cuando cruza el umbral y se ha de volver otro.  
+
Es por ello que el actor como habitante ha de estar diferenciado del personaje encarnado en él. En palabras del creador del más famoso método de interpretación, Stanislavski, señala sobre el actor: "Lo primero que debe hacer al entrar en el salón de ensayo es romper todos los lazos que lo atan a su vida privada. La vida de Ivanov, de Petrov o de Sidorov termina tras la puerta del salón de ensayo y la persona que está sentada allí ahora es el personaje que ha venido a ensayar". <ref>
 +
(Konstantin Stanislavski. (22 de agosto de 2007). El arte escénico. San mateo de tezoquipan chalco, edo. de México: Siglo veintiuno editores. (p.171) </ref> El autor diferencia claramente al actor como persona corriente del actor interpretándo su personaje, distanciandolo de su vida privada; pareciera curioso pensar en el actor como alguien capaz de "convertirse" en otro ser.
  
[[Archivo:Captura de pantalla 2017-05-07 a las 20.37.15.png.jpg|220px|thumb|right|esquema del arquitecto Jerzy Gurawski, en el libro "Hacia un teatro pobre" de Jerzy Grotowski (Pág 123).]]
+
David Magarshack en su ensayo sobre el método de Stanislavski señala: "Sin embargo, como es imposible depender siempre del subconsciente y de la inspiración, el actor creador debe preparar el terreno para esa labor subconsciente, velando antes que nada por realizar correctamente su labor consciente; porque lo consciente y correcto crea verdad, y la verdad engendra creencia"<ref>
Pensando que nuestra Hospedería-teatro debe valerse de lo más esencial de ambos conceptos (hospedería y teatro) para así concebirse como algo puro es que hemos de indagar en lo más profundo del teatro, lo cuál reconocémos en la obra de Grotowski, quién nos plantea una forma de re-mirar el teatro más allá de un conjunto de diversas formas artísticas, proponiéndo en su visión "el teatro pobre" como lo más elemental y propio de la disciplina. "Eliminando gradualmente lo que se demostraba como superfluo, encontramos que el teatro puede existir sin maquillaje, sin vestuarios especiales, sin escenografía, sin un espacio separado para la representación (escenario), sin iluminación, sin efectos de sonido, etc. No puede existir sin la relación actor-espectador en la que se establece la comunión perceptual, directa y viva" (Pág 13). Podemos distinguir en esto que la transmutación del actor en su personaje se ha de ver concretada en su totalidad por la presencia de este nuevo personaje distante: el espectador.
+
(David Magarshack. (22 de agosto de 2007). Ensayo sobre El arte escénico de Stanislavski. San mateo de tezoquipan chalco, edo. de México: Siglo veintiuno editores. (p.31) </ref>. Llevándolo al campo de la arquitectura pienso que hay que dar cabida y confort para que el actor "prepare el terreno" a la hora de abordar el personaje, esto ha de ser desde la misma hospitalidad de la Ciudad Abierta y dotándo el espacio diseñado de infraestructura necesaria, dando acogida a momentos "intermedios" que habrá entre que el actor es si mismo hasta cuando cruza el umbral y se ha de volver otro.  
  
 +
Un caso curioso de analizar es la obra "Seis personajes en busca de autor" de Pirandello, donde el dramaturgo se ve interpelado por personajes concebidos en su imaginación, presentándose una situación en la cuál se dota a estos últimos de existencia propia, separada de la de quién ha de encarnarlos. El autor señala en el prefacio de la obra: "El misterio de la creación artística es el mismo misterio del nacimiento. Puede ser que una mujer, amando, desee convertirse en Madre, pero el deseo por sí sólo, por más intenso que sea, no basta. Un afortunado día ella será Madre, sin advertir de manera precisa la concepción. De igual modo un artista, viviendo, recibe muchos motivos de la vida y no puede jamás decir cómo y por qué, en un determinado momento, uno de estos motivos vitales entra en su fantasía y se convierte en una criatura viva, en un plano de vida superior a la voluble existencia diaria". <ref> Luigi Pirandello. (1999). Seis personajes en busca de autor. Madrid: El Mundo. (p.4) </ref> Y es que bajo la perspectiva de esta obra la existencia del personaje es verdadera por si misma, al punto que logramos reconocer que en la máxima concepción de este, el actor en su persona natural ha de ser negado para dotar al personaje de vida.
  
 +
[[Archivo:Captura de pantalla 2017-05-07 a las 20.37.15.png.jpg|300px|thumb|right|esquema del arquitecto Jerzy Gurawski, en el libro "Hacia un teatro pobre" de Jerzy Grotowski <ref> Jerzy Grotowski. (1992). Hacia un teatro pobre. Coyoacán, México: Siglo veintiuno editores. (p.123) </ref>.]]
 +
¿Cuándo se ha de lograr entonces la separación de identidades?. Pensando que nuestra Hospedería-teatro debe valerse de lo más esencial de ambos conceptos (hospedería y teatro) para así concebirse como algo puro es que hemos de indagar en lo más profundo del teatro, lo cuál reconocémos en la obra de Grotowski, quién nos plantea una forma de re-mirar el teatro más allá de un conjunto de diversas formas artísticas, proponiéndo en su visión "el teatro pobre" como lo más elemental y propio de la disciplina. "Eliminando gradualmente lo que se demostraba como superfluo, encontramos que el teatro puede existir sin maquillaje, sin vestuarios especiales, sin escenografía, sin un espacio separado para la representación (escenario), sin iluminación, sin efectos de sonido, etc. No puede existir sin la relación actor-espectador en la que se establece la comunión perceptual, directa y viva"<ref> Jerzy Grotowski. (1992). Hacia un teatro pobre. Coyoacán, México: Siglo veintiuno editores. (p.13) </ref>. Podemos distinguir en esto que la transmutación del actor en su personaje se ha de ver concretada en su totalidad por la presencia de este nuevo habitante mencionado: el espectador. Así como probablemente si estuviera el actor solo, o solo el técnico de sónido, estos no serían personaje ni tampoco serían técnico; si estuviera el espectador solo, este tampoco sería espectador pues no hay acto que espectar; solamente es en el momento cuando confluyen técnicos, actores y espectadores en que el tiempo extraordinario ha de acontecer y la obra irá a tomar pleno sentido.
  
  
DOBLE FUNCIÓN, FICCIÓN Y REALIDAD
+
'''CONCLUSIÓN'''
 +
 
 +
El teatro en si es una de las disciplinas más complejas y antiguas en la historia del hombre, bastante disímil del oficio del arquitecto, por lo cuál sería ambicioso (sino imposible) pensar en dilucidar todos sus secretos desde nuestra perspectiva. Sin embargo a través de la investigación se ha logrado un acercamiento que nos es útil a la hora de poder concebir la obra desde nuestra disciplina, en la cual hacemos de una casa (hospedería) un arte y así hacernos una idea de lo que hay que tener en cuenta a la hora de fusionarlo con lo que sería un teatro, valiéndonos en si de la cualidad de la doble función pero a la misma vez haciendo algo completamente original. El tiempo extraordinario del teatro, donde el habitante pasará de realidad cotidiana a ficción ha de ser minuciosamente resguardado en sus momentos para así lograr la concepción de la Hospedería-teatro. Si viésemos esto como una escena de una obra teatral tendríamos que poner incapié en todos los personajes que intervienen: actores, técnicos y espectadores; pues según la relación de estos se regirá el tiempo y la utilidad de los espacios. Es importante comprender que estamos construyendo un umbral, en el cual la persona que ha de cruzarlo saldrá siendo otra.
 +
 
 +
 
 +
 
 +
===Citas===
 +
<references/>
 +
 
 +

'''FICHAS'''
 +
 
 +
1.
 +
 
 +
Título: Como gustéis
 +
 
 +
Autor: William Shakespeare
 +
 
 +
Año: 2006
 +
 
 +
Editorial: Editorial del cardo
 +
 
 +
Tipo: Libro
 +
 
 +
Capítulos: Acto II escena VII, línea 30
 +
 
 +
Intereses sobre el texto: A modo de introducción general sobre lo que iremos a vincular durante el texto "vida cotidiana" y "vida teatral" se ven entrelazadas desde la concepción del personaje presentado por Shakespeare. Si bien lo que plantea no es exactamente lo que abordaremos a continuación durante el desarrollo de la investigación, es útil a la hora de situarse en un punto de partida para luego ir depurando el tema a tratarse. Se cita ademas por considerarse al dramaturgo como una autoridad en el tema, ya que es considerado uno de los más grandes dramaturgos de todos los tiempos.
 +
 
 +
2.
 +
 
 +
Título: El arte escénico
 +
 
 +
Autor: Konstantin Stanislavski
 +
 
 +
Año: 2007
 +
 
 +
Editorial: Siglo veintiuno editores
 +
 
 +
Tipo: Libro
 +
 
 +
Capítulos: Sistema y métodos del arte creador
 +
 
 +
Intereses sobre el texto: Stanislavski es el autor de lo que es conocido como EL MÉTODO a la hora de encarnar un personaje. Figura importante dentro del teatro moderno y los nuevos paradigmas que lo rodean, resulta bastante útil a la hora de buscar un aproximamiento a la disciplina de la actuación, siendo esta ya tan compleja en si misma.
 +
 
 +
3.
 +
 
 +
Título: Ensayo sobre El arte escénico de Stanislavski
 +
 
 +
Autor: David Magarshack
 +
 
 +
Año: 2007
 +
 
 +
Editorial: Siglo veintiuno editores
 +
 
 +
Tipo: Libro
 +
 
 +
Capítulos: Introducción
 +
 
 +
Intereses sobre el texto: Magarshack por medio de su ensayo introduce hacia el trabajo de Stanislavski e interpreta la visión de este último, pues Stanislavski habla a un público que ya se ha introducido al teatro y el ensayo de Magarshack logra situarnos en un momento previo que permite comprender de mejor manera, más resumida, más directa lo que buscamos dilucidar.
 +
 
 +
4.
 +
 
 +
Título: Seis personajes en busca de un autor
 +
 
 +
Autor: Luigi Pirandello
 +
 
 +
Año: 1999
 +
 
 +
Editorial: El Mundo
 +
 
 +
Tipo: Libro
 +
 
 +
Capítulos: Prefacio
 +
 
 +
Intereses sobre el texto: La obra del dramaturgo plantea una situación peculiar, pues en esta parece ser que el personaje ES antes que el actor que ha de encarnarlo, situándolo en una realidad separada, con su PROPIA EXISTENCIA. Esta obra considerada la cúlmine del dramaturgo y ha de ser útil para referirse a la idea que planteamos en toda la investigación: que el vivir cotidiano esta separado del vivir extraordinario durante el show.
 +
 
 +
 
 +
5.
 +
 
 +
Título: Hacia un teatro pobre
 +
 
 +
Autor: Jerzy Grotowski
 +
 
 +
Año: 1992
 +
 
 +
Editorial: Siglo veintiuno editores
 +
 
 +
Tipo: Libro
 +
 
 +
Capítulos: Hacia un teatro pobre
 +
 
 +
Intereses sobre el texto: La visión del teatro pobre de Grotowski es vital pues plantea la esencia del teatro desde lo más elemental, es decir, lo mínimo "necesario" para que el teatro exista como tal, lo curioso es que dentro de esta visión solamente reconoce los elementos humanos, renegando de cualquier otra arte (arquitectura, pintura, música...) llegando a concebirse un teatro "puro", lo cuál es útil para dilucidar lo más propio de este arte a la hora de traerlo a presencia por medio de nuestro oficio.
 +
 
 +
6.
 +
 
 +
Título: La ciudad teatro
 +
 
 +
Autor: Andrés Garcés
 +
 
 +
Año: 2015
 +
 
 +
Editorial: Barcelonatech
 +
 
 +
Tipo: tesis doctoral
 +
 
 +
 
 +
Intereses sobre el texto: La tesis habla del acto escénico a lo largo de la historia y su fenómeno social. Introduciéndo desde el teatro griego hacia los tiempos modernos, es útil a la hora de comprender la actuación y la teatralidad desde la mirada de un arquitecto.

Revisión actual del 00:08 9 may 2017



TítuloMauro Herrera Tarea 4 - Módulo investigación T1 2017
AsignaturaMódulo Investigación T1 2017
Del CursoMódulo Investigación T1 2017
CarrerasArquitectura
4
Alumno(s)Mauro Herrera

ABSTRACT:

Sin duda la necesidad de representar es uno de los aspectos inherentes en la historia del hombre: desde el antiguo teatro griego hasta hoy en día cuando vemos al mimo que se encuentra en la esquina esperando a que el semáforo de luz roja para realizar su show.

Si bien toda obra artística necesita de un medio que las dote de existencia, solo algunas de estas necesitan que este sea un vacío que las contenga: la danza, la música y el teatro son disciplinas que debido a la forma de su expresión se han de ver obligadas a dialogar con la arquitectura.

El artista escénico inevitablemente vivirá a lo menos en dos realidades no-simultáneas una es ESTANDO EN ESCENA y la otra es NO ESTANDO EN ESCENA: distinguimos la relevancia de ese tiempo extraordinario de la actuación, pues una cosa es el artista en su cotidiano y otra totalmente distinta ha de ser el artista encarnando el personaje del guión, ¿cómo hacer responder a la arquitectura ante estas situaciones tan disímiles?.

Esta investigación ha de estudiar distintos puntos de vista de entendidos del tema con el fin de vincular el tiempo doméstico y el tiempo extraordinario del show en la concepción de un Teatro/hospedería para la Ciudad Abierta, a fin de dar techo a compañías y artistas itinerantes, asi también como espacio para desarrollar su trabajo y presentarlo.

Palabras claves: espacio escénico, hospedería, teatro, Ciudad Abierta


TIEMPO COTIDIANO Y TIEMPO ESCÉNICO: LA HOSPEDERÍA-TEATRO.

Archivo:IMG 9402.JPG.jpg
situación actual teatro de la consagración, Ciudad Abierta.

Alumno: Mauro Herrera, Profesor guía: Andrés Garcés


INTRODUCCIÓN Y DESARROLLO

Jaime, personaje de la obra "Como gustéis" de William Shakespeare dice "el mundo entero es un teatro, y todos los hombres y mujeres simplemente comediantes. Tienen sus entradas y salidas, y un hombre en su tiempo representa muchos papeles, y sus actos son siete edades".[1] El personaje cuando se refiere a la vida misma la dota de un carácter escénico, pues es el hombre un actor que jugará distintos roles a lo largo de esta: la niñez, adolescencia, adultéz, etc. En la poética de Shakespeare vemos como el artista se refiere a su oficio, el teatro, exalsándolo hasta el punto de ponerlo por sobre la realidad, y es que, claramente no se refiere a un teatro de dimensiones colosáles en donde ha de acontecer todo, sino a algo casi espiritual, a tal punto que el teatro significa su vida.

Tomándome del imaginario de un teatro gigante, creo que en esto juega un rol vital la arquitectura a la hora de aterrizar la expresión, pues no estamos ante un teatro mundial de proporciones exorbitantes e inabarcables, sino ante pequeños "teatrillos" (la casa, la escuela, el trabajo, etc) donde se han de desarrollar las diversas circunstancias diarias y cada teatrillo ha de ser lógicamente afin a la manera en que se va a habitar. La casa entonces será uno de los lugares más relevantes y seguramente donde posiblemente estará el "escenario principal".

Si bien parece sencillo referirse a la obra que se busca proyectar como "La Hospedería-teatro" el nombre en si ya nos sugiere algo curioso, pues no hablamos de una hospedería con teatro o de un teatro con hospedería, sino de una palabra compuesta que dará lugar a algo nuevo. Esto es algo digno de destacar ya que en esta palabra (hospedería-teatro) se trata de hacer convivir dos realidades casi opuestas para el actor:

1/ la del vivir cotidiano: despertarse en la mañana, ir a la cocina, calentar agua para preparar el café, tomar una ducha... hasta llegar al momento de la noche en que uno ha de concluir su día metiéndose en la cama, disponiéndose al día siguiente a que el ciclo retome su curso.

2/ la del momento escénico: una instancia extraordinaria entre el público y el artista en la cual el actor ha de negarse a si mismo como individuo natural, a la manera de lograr encarnar un otro, de salirse de si y ahora ser el personaje.

Pareciera entonces que en la faena de proyectar una hospedería-teatro nos vemos obligados a tener en cuenta que estamos pensando un lugar en donde ha de co-habitar en alguna manera ficción con realidad, y para ello hay que ser conscientes, pues no buscamos confundirlas sino vincularlas inteligente y funcionalmente.

Es por ello que el actor como habitante ha de estar diferenciado del personaje encarnado en él. En palabras del creador del más famoso método de interpretación, Stanislavski, señala sobre el actor: "Lo primero que debe hacer al entrar en el salón de ensayo es romper todos los lazos que lo atan a su vida privada. La vida de Ivanov, de Petrov o de Sidorov termina tras la puerta del salón de ensayo y la persona que está sentada allí ahora es el personaje que ha venido a ensayar". [2] El autor diferencia claramente al actor como persona corriente del actor interpretándo su personaje, distanciandolo de su vida privada; pareciera curioso pensar en el actor como alguien capaz de "convertirse" en otro ser.

David Magarshack en su ensayo sobre el método de Stanislavski señala: "Sin embargo, como es imposible depender siempre del subconsciente y de la inspiración, el actor creador debe preparar el terreno para esa labor subconsciente, velando antes que nada por realizar correctamente su labor consciente; porque lo consciente y correcto crea verdad, y la verdad engendra creencia"[3]. Llevándolo al campo de la arquitectura pienso que hay que dar cabida y confort para que el actor "prepare el terreno" a la hora de abordar el personaje, esto ha de ser desde la misma hospitalidad de la Ciudad Abierta y dotándo el espacio diseñado de infraestructura necesaria, dando acogida a momentos "intermedios" que habrá entre que el actor es si mismo hasta cuando cruza el umbral y se ha de volver otro.

Un caso curioso de analizar es la obra "Seis personajes en busca de autor" de Pirandello, donde el dramaturgo se ve interpelado por personajes concebidos en su imaginación, presentándose una situación en la cuál se dota a estos últimos de existencia propia, separada de la de quién ha de encarnarlos. El autor señala en el prefacio de la obra: "El misterio de la creación artística es el mismo misterio del nacimiento. Puede ser que una mujer, amando, desee convertirse en Madre, pero el deseo por sí sólo, por más intenso que sea, no basta. Un afortunado día ella será Madre, sin advertir de manera precisa la concepción. De igual modo un artista, viviendo, recibe muchos motivos de la vida y no puede jamás decir cómo y por qué, en un determinado momento, uno de estos motivos vitales entra en su fantasía y se convierte en una criatura viva, en un plano de vida superior a la voluble existencia diaria". [4] Y es que bajo la perspectiva de esta obra la existencia del personaje es verdadera por si misma, al punto que logramos reconocer que en la máxima concepción de este, el actor en su persona natural ha de ser negado para dotar al personaje de vida.

Archivo:Captura de pantalla 2017-05-07 a las 20.37.15.png.jpg
esquema del arquitecto Jerzy Gurawski, en el libro "Hacia un teatro pobre" de Jerzy Grotowski [5].

¿Cuándo se ha de lograr entonces la separación de identidades?. Pensando que nuestra Hospedería-teatro debe valerse de lo más esencial de ambos conceptos (hospedería y teatro) para así concebirse como algo puro es que hemos de indagar en lo más profundo del teatro, lo cuál reconocémos en la obra de Grotowski, quién nos plantea una forma de re-mirar el teatro más allá de un conjunto de diversas formas artísticas, proponiéndo en su visión "el teatro pobre" como lo más elemental y propio de la disciplina. "Eliminando gradualmente lo que se demostraba como superfluo, encontramos que el teatro puede existir sin maquillaje, sin vestuarios especiales, sin escenografía, sin un espacio separado para la representación (escenario), sin iluminación, sin efectos de sonido, etc. No puede existir sin la relación actor-espectador en la que se establece la comunión perceptual, directa y viva"[6]. Podemos distinguir en esto que la transmutación del actor en su personaje se ha de ver concretada en su totalidad por la presencia de este nuevo habitante mencionado: el espectador. Así como probablemente si estuviera el actor solo, o solo el técnico de sónido, estos no serían personaje ni tampoco serían técnico; si estuviera el espectador solo, este tampoco sería espectador pues no hay acto que espectar; solamente es en el momento cuando confluyen técnicos, actores y espectadores en que el tiempo extraordinario ha de acontecer y la obra irá a tomar pleno sentido.


CONCLUSIÓN

El teatro en si es una de las disciplinas más complejas y antiguas en la historia del hombre, bastante disímil del oficio del arquitecto, por lo cuál sería ambicioso (sino imposible) pensar en dilucidar todos sus secretos desde nuestra perspectiva. Sin embargo a través de la investigación se ha logrado un acercamiento que nos es útil a la hora de poder concebir la obra desde nuestra disciplina, en la cual hacemos de una casa (hospedería) un arte y así hacernos una idea de lo que hay que tener en cuenta a la hora de fusionarlo con lo que sería un teatro, valiéndonos en si de la cualidad de la doble función pero a la misma vez haciendo algo completamente original. El tiempo extraordinario del teatro, donde el habitante pasará de realidad cotidiana a ficción ha de ser minuciosamente resguardado en sus momentos para así lograr la concepción de la Hospedería-teatro. Si viésemos esto como una escena de una obra teatral tendríamos que poner incapié en todos los personajes que intervienen: actores, técnicos y espectadores; pues según la relación de estos se regirá el tiempo y la utilidad de los espacios. Es importante comprender que estamos construyendo un umbral, en el cual la persona que ha de cruzarlo saldrá siendo otra.


Citas

  1. (William Shakespeare. (2006). Como gustéis. Buenos Aires: Editorial del cardo.(2.7.30)
  2. (Konstantin Stanislavski. (22 de agosto de 2007). El arte escénico. San mateo de tezoquipan chalco, edo. de México: Siglo veintiuno editores. (p.171)
  3. (David Magarshack. (22 de agosto de 2007). Ensayo sobre El arte escénico de Stanislavski. San mateo de tezoquipan chalco, edo. de México: Siglo veintiuno editores. (p.31)
  4. Luigi Pirandello. (1999). Seis personajes en busca de autor. Madrid: El Mundo. (p.4)
  5. Jerzy Grotowski. (1992). Hacia un teatro pobre. Coyoacán, México: Siglo veintiuno editores. (p.123)
  6. Jerzy Grotowski. (1992). Hacia un teatro pobre. Coyoacán, México: Siglo veintiuno editores. (p.13)

FICHAS

1.

Título: Como gustéis

Autor: William Shakespeare

Año: 2006

Editorial: Editorial del cardo

Tipo: Libro

Capítulos: Acto II escena VII, línea 30

Intereses sobre el texto: A modo de introducción general sobre lo que iremos a vincular durante el texto "vida cotidiana" y "vida teatral" se ven entrelazadas desde la concepción del personaje presentado por Shakespeare. Si bien lo que plantea no es exactamente lo que abordaremos a continuación durante el desarrollo de la investigación, es útil a la hora de situarse en un punto de partida para luego ir depurando el tema a tratarse. Se cita ademas por considerarse al dramaturgo como una autoridad en el tema, ya que es considerado uno de los más grandes dramaturgos de todos los tiempos.

2.

Título: El arte escénico

Autor: Konstantin Stanislavski

Año: 2007

Editorial: Siglo veintiuno editores

Tipo: Libro

Capítulos: Sistema y métodos del arte creador

Intereses sobre el texto: Stanislavski es el autor de lo que es conocido como EL MÉTODO a la hora de encarnar un personaje. Figura importante dentro del teatro moderno y los nuevos paradigmas que lo rodean, resulta bastante útil a la hora de buscar un aproximamiento a la disciplina de la actuación, siendo esta ya tan compleja en si misma.

3.

Título: Ensayo sobre El arte escénico de Stanislavski

Autor: David Magarshack

Año: 2007

Editorial: Siglo veintiuno editores

Tipo: Libro

Capítulos: Introducción

Intereses sobre el texto: Magarshack por medio de su ensayo introduce hacia el trabajo de Stanislavski e interpreta la visión de este último, pues Stanislavski habla a un público que ya se ha introducido al teatro y el ensayo de Magarshack logra situarnos en un momento previo que permite comprender de mejor manera, más resumida, más directa lo que buscamos dilucidar.

4.

Título: Seis personajes en busca de un autor

Autor: Luigi Pirandello

Año: 1999

Editorial: El Mundo

Tipo: Libro

Capítulos: Prefacio

Intereses sobre el texto: La obra del dramaturgo plantea una situación peculiar, pues en esta parece ser que el personaje ES antes que el actor que ha de encarnarlo, situándolo en una realidad separada, con su PROPIA EXISTENCIA. Esta obra considerada la cúlmine del dramaturgo y ha de ser útil para referirse a la idea que planteamos en toda la investigación: que el vivir cotidiano esta separado del vivir extraordinario durante el show.


5.

Título: Hacia un teatro pobre

Autor: Jerzy Grotowski

Año: 1992

Editorial: Siglo veintiuno editores

Tipo: Libro

Capítulos: Hacia un teatro pobre

Intereses sobre el texto: La visión del teatro pobre de Grotowski es vital pues plantea la esencia del teatro desde lo más elemental, es decir, lo mínimo "necesario" para que el teatro exista como tal, lo curioso es que dentro de esta visión solamente reconoce los elementos humanos, renegando de cualquier otra arte (arquitectura, pintura, música...) llegando a concebirse un teatro "puro", lo cuál es útil para dilucidar lo más propio de este arte a la hora de traerlo a presencia por medio de nuestro oficio.

6.

Título: La ciudad teatro

Autor: Andrés Garcés

Año: 2015

Editorial: Barcelonatech

Tipo: tesis doctoral


Intereses sobre el texto: La tesis habla del acto escénico a lo largo de la historia y su fenómeno social. Introduciéndo desde el teatro griego hacia los tiempos modernos, es útil a la hora de comprender la actuación y la teatralidad desde la mirada de un arquitecto.