Diferencia entre revisiones de «María Josefina Morales Tarea 1 - Módulo investigación T2 2015»

De Casiopea
Línea 1: Línea 1:
 
{{Tarea
 
{{Tarea
|Título=VINCULACION ENTRE LA ESPIRITUALIDAD Y LA ARQUITECTURA
+
|Título=[[VINCULACION ENTRE LA ESPIRITUALIDAD Y LA ARQUITECTURA]]
 
|Número=1
 
|Número=1
 
|Asignaturas Relacionadas=Presentación 4,
 
|Asignaturas Relacionadas=Presentación 4,
Línea 7: Línea 7:
 
|Alumnos=María Josefina Morales
 
|Alumnos=María Josefina Morales
 
}}
 
}}
 +
[[Vinculación entre la Espiritualidad y la Arquitectura]]
 +
 +
 +
*En estos tiempos* en los que la arquitectura moderna muchas veces cumple el mero rol de suplir necesidades básicas, es que uno llega a cuestionarse el verdadero cometido del arquitecto. ¿Estamos supuestos a dar cabida a la complejidad del habitar o únicamente a diseñar un resguardo al cuerpo? ¿Es efectivamente el arquitecto el que tiene que tener una sensibilidad superior ante los lugares? El arquitecto observa y nombra, y es el encargado de “Registrar lo inefable, ya que luego esas invenciones verbales tendrán el poder de cambiar la vida”1
 +
Se pretende abordar la relación del oficio y la vida, lo que hacemos y lo que somos, y que haya una consecuencia entre esos dos factores, ya que “el mundo no es más que un cierto cumplimiento de la pura posibilidad que es el hombre.”2 Y es ahí donde entra el cuestionamiento entre la espiritualidad y el oficio, el afán por plasmar el goce del alma y la realización del habitar en una obra.
 +
Dentro del mercado, la demanda y la alta velocidad de las urbes es que el oficio se ve empañado por la industrialización y la masificación de las construcciones, y hay que preguntarse si es efectivamente esa urgencia la que queremos que gobierne al habitar. “¿En qué medida pertenece el habitar al construir? La contestación a esta pregunta dilucida lo que es propiamente el construir pensado desde la esencia del habitar.”3
 +
El habitar: ese cobijo y sustento del alma es el que hay que plasmar en la obra, donde existe una concordancia entre lo estético y programático de la construcción y el uso que se le dé a ella, pues “toda gran arquitectura converge en un punto de quietud, la quietud que busca la conciencia humana…”4
 +
 +
 +
1 (Rimbaud, Arthur.1871. Cartas del Vidente).
 +
2 (Iommi, Godofredo.1976. Carta del Errante)
 +
3 (Heidegger, Martin. 1951. Construir, Habitar, Pensar)
 +
4 (Ando, Tadao. 2002. Conversaciones con Michael Auping)
 +
 +
 +
 
BIBLIOGRAFÍA:  
 
BIBLIOGRAFÍA:  
  

Revisión del 01:44 9 jul 2015



Título[[Título::VINCULACION ENTRE LA ESPIRITUALIDAD Y LA ARQUITECTURA]]
AsignaturaPresentación 4
Del CursoMódulo Investigación T2 2015
CarrerasArquitectura, Formación y Oficio
1
Alumno(s)María Josefina Morales

Vinculación entre la Espiritualidad y la Arquitectura


*En estos tiempos* en los que la arquitectura moderna muchas veces cumple el mero rol de suplir necesidades básicas, es que uno llega a cuestionarse el verdadero cometido del arquitecto. ¿Estamos supuestos a dar cabida a la complejidad del habitar o únicamente a diseñar un resguardo al cuerpo? ¿Es efectivamente el arquitecto el que tiene que tener una sensibilidad superior ante los lugares? El arquitecto observa y nombra, y es el encargado de “Registrar lo inefable, ya que luego esas invenciones verbales tendrán el poder de cambiar la vida”1 Se pretende abordar la relación del oficio y la vida, lo que hacemos y lo que somos, y que haya una consecuencia entre esos dos factores, ya que “el mundo no es más que un cierto cumplimiento de la pura posibilidad que es el hombre.”2 Y es ahí donde entra el cuestionamiento entre la espiritualidad y el oficio, el afán por plasmar el goce del alma y la realización del habitar en una obra. Dentro del mercado, la demanda y la alta velocidad de las urbes es que el oficio se ve empañado por la industrialización y la masificación de las construcciones, y hay que preguntarse si es efectivamente esa urgencia la que queremos que gobierne al habitar. “¿En qué medida pertenece el habitar al construir? La contestación a esta pregunta dilucida lo que es propiamente el construir pensado desde la esencia del habitar.”3 El habitar: ese cobijo y sustento del alma es el que hay que plasmar en la obra, donde existe una concordancia entre lo estético y programático de la construcción y el uso que se le dé a ella, pues “toda gran arquitectura converge en un punto de quietud, la quietud que busca la conciencia humana…”4


1 (Rimbaud, Arthur.1871. Cartas del Vidente). 2 (Iommi, Godofredo.1976. Carta del Errante) 3 (Heidegger, Martin. 1951. Construir, Habitar, Pensar) 4 (Ando, Tadao. 2002. Conversaciones con Michael Auping)


BIBLIOGRAFÍA:


1. Iommi, Godofredo (1976). Carta del Errante. Escuela de Arquitectura UCV, Valparaíso, Chile. [Aceptación de la libre expresión y escritura, se rompen los esquemas]

2. Breton, André (1924). Primer Manifiesto del Surrealismo. Editorial Argonauta, Buenos Aires, Argentina. [Muestra de los primeros cuestionamientos en cuanto a la obra y el rol del artista]

3. Verlaine, Paul (1884) Los Poetas Malditos. Editorial digital Anagma, México. [Clasificación y encausamiento de un algo en común: la corriente surrealista como un hecho]

4. Baudelaire, Charles (1857). Las Flores del Mal. Editorial Efece, Buenos Aires, Argentina. [Muestra diversas formas de salvación, liberación, y huída del mundo]

5. Rimbaud, Arthur (1871). Cartas del Vidente. Edición digital de Ramón Buenaventura, Argentina. [Se critican los tópicos tradicionales y se defiende el surgimiento de una nueva razón poética]

6. Heidegger, Martin (1951). Construir, Habitar, Pensar. Harper Colophon Books, Nueva York, Estados Unidos. [Reflexiones sobre la real vivencia de la arquitectura]

7. Zevi, Bruno (1948). Saber ver la Arquitectura. Editorial Poseidón, Barcelona, España. [Propone al espacio como la principal característica de la arquitectura]

8. Eliade, Mircea (1957). Lo Sagrado y lo Profano. Editorial Guadarrama / Punto Omega, Madrid, España. [Se examina el problema que existe en la actualidad en cuanto a lo religioso en el mundo de hoy]

9. Ando, Tadao / Auping, Michael (2002). Conversaciones con Michael Auping. Editorial Gustavo Gili, Barcelona, España. [Comentarios y opiniones sobre lo que se requiere en la arquitectura en medio del caos de la ciudad]

10. Le Corbusier / de Pierrefeu, François (1942). La Casa del Hombre. Editorial Apóstrofe, Barcelona, España. [Se propone la medida precisa para el habitar]