LA ESCALA Y GEOMETRIA COMO UN RECURSO DE GRANDEZA EN EL BARROCO

De Casiopea
Revisión del 11:17 3 sep 2013 de Sebars (discusión | contribuciones) (Página creada con «{{Caso de Estudio |Nombre=LA ESCALA Y GEOMETRIA COMO UN RECURSO DE GRANDEZA EN EL BARROCO |Autor=Sebastián Rojas, |Ubicación= |Desde=2013 |Hasta=2013 |Período=BARROCO A...»)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)





Caso de Estudio
NombreLA ESCALA Y GEOMETRIA COMO UN RECURSO DE GRANDEZA EN EL BARROCO
AutorSebastián Rojas
Período2013-2013
PeríodoBARROCO AMERICANO, BARROCO EUROPEO
Palabras ClaveBARROCO, AMERICANO, EUROPEO, OURO PRETO, SAN LORENZO, TURIN, TORINO, CAPELLA
Estudiado enPresentación 4.5 ARQ 2013
Estudiado porSebastián Rojas

La perspectiva.

Comienzo por el desarrollo de la perspectiva. Fue descubierta por el artista y arquitecto floren- tino Brunelleschi durante 1417 y 1420. Lo desarrolló para presentar sus edificios, y con la ayuda de instrumentos ópticos reveló los secretos matemáticos y científicos de ella. Luego Leon Batista Alberti otro destacadísimo hombre renacentista en su tratado Da Pictura se exponen las leyes de la perspectiva. Así se lleva a cabo en obras como La Plaza del Capitolio de Miguel Ángel, apa- reciendo la profundidad como tema arquitectónico espacial que da cuenta de que se concibe la arquitectura de un modo diferente, desde el estar dentro. A modo de complemento utilizando la comparación entre bocetos, uno de la Edad Media de Villard d’ honnecourt y otro de Leonardo a mano alzada. Se aprecia entonces la ausencia y presencia de la perspectiva en el primero y el segundo boceto respetivamente. De este modo se expresa la manera de figurarse mentalmente un espacio arquitectónico, acerándose el segundo a lo que conocemos como croquis. Así, duran- te el Renacimiento se progresó en esta idea de presentación y/o representación espacial que le trae otra dimensión, dándole oclusión a la manera de mostrar la realidad. Obras como la Galería de los Oficios o la Plaza del Capitolio son verdaderas alegorías a este modo de quedar inmerso bajo la profundidad que plantea la línea recta que trae consigo el aquí y el allá el frente y fondo, dimensiones que salen a colación en nuestras observaciones.