Diferencia entre revisiones de «Florencia Salgado Tarea 4 - Módulo investigación T1 2019»

De Casiopea
 
(No se muestran 18 ediciones intermedias del mismo usuario)
Línea 7: Línea 7:
 
|Alumnos=Florencia Salgado
 
|Alumnos=Florencia Salgado
 
}}
 
}}
Florencia Salgado | Arquitectura | Felipe Igualt
+
'''Alumna''' Florencia Salgado   |   '''Carrera''' Arquitectura  |   '''Profesor Guía''' Felipe Igualt
  
  
[[Archivo:lalallaa.JPG|thumb|600px|none|hola    Fuente: elaboración propia.]]
+
[[Archivo:Cartagena_Turistas.jpg|thumb|600px|none| Foto muestra la situación habitual de un día de verano en la playa con gran cantidad de turistas. Playa de la V Región, Chile.    Fuente: publimetro.cl]]
  
 
===Ciudades costeras: el territorio entorno al riesgo y al turismo.===
 
===Ciudades costeras: el territorio entorno al riesgo y al turismo.===
Línea 22: Línea 22:
 
Sin considerar la variable riesgo en el litoral, se realizan mejoras en infraestructura comercial, nuevos equipamientos y renovación de espacios públicos, pero ''¿está el turismo en la zona costera, preparado para la amenaza del mar?''  A pesar de lo reciente de los eventos de inundación de 2010 y 2015 que afectó al sur y norte del país, pareciera que aún falta mucho por aprender y aplicar.  El turismo debe ser parte de la gestión y la adaptación que se debe efectuar en la zona costera.  <ref> Esta discusión bibliográfica forma parte del estudio para un proyecto de título que busca cuidar la zona costera ante el riesgo y la preservación territorial, en conjunto con la actividad turística. </ref>   
 
Sin considerar la variable riesgo en el litoral, se realizan mejoras en infraestructura comercial, nuevos equipamientos y renovación de espacios públicos, pero ''¿está el turismo en la zona costera, preparado para la amenaza del mar?''  A pesar de lo reciente de los eventos de inundación de 2010 y 2015 que afectó al sur y norte del país, pareciera que aún falta mucho por aprender y aplicar.  El turismo debe ser parte de la gestión y la adaptación que se debe efectuar en la zona costera.  <ref> Esta discusión bibliográfica forma parte del estudio para un proyecto de título que busca cuidar la zona costera ante el riesgo y la preservación territorial, en conjunto con la actividad turística. </ref>   
  
'''Palabras clave''': riesgo, planificación, infraestructura.
+
'''Palabras clave''': turismo, riesgo, planificación, infraestructura costera.
  
 
____________________________________________________________________
 
____________________________________________________________________
Línea 29: Línea 29:
 
'''Introducción'''
 
'''Introducción'''
  
El crecimiento en las ciudades ha aumentado las edificaciones en altura, los asentamientos en laderas y en el caso de las ciudades costeras, pareciera incrementar la cantidad de infraestructuras en zonas próximas al mar. Esto debido al atractivo de lo que es convivir con el horizonte y en presencia del territorio.  Para el turismo la situación es prometedora, ya que las ciudades costeras se preparan mejor para la llegada de turistas. Por ejemplo las ciudades renuevan y mejoran espacios públicos, hay mayor cuidado y mantenimiento, más seguridad y aumenta la cantidad de visitantes.  Es así que, como beneficio, el turismo favorece al turista y a la misma comunidad.   
+
El crecimiento en las ciudades ha aumentado las edificaciones en altura, los asentamientos en laderas y en el caso de las ciudades costeras, pareciera incrementar la cantidad de infraestructuras en zonas próximas al mar. Esto debido al atractivo de lo que es convivir con el horizonte y en presencia del territorio.  Para el turismo la situación es prometedora, ya que las ciudades costeras se preparan mejor para los visitantes. Por ejemplo, las ciudades renuevan y mejoran espacios públicos, hay mayor cuidado y mantenimiento, más seguridad para quienes la visitan.  Es así que, como beneficio, el turismo favorece al turista y a la misma comunidad.   
  
Si se quiere favorecer a la comunidad, se  debe cuidar el entorno y preservar su calidad.  Es cierto que el turismo es un motor que permite el crecimiento de las ciudades y que promueve la valoración del patrimonio, pero muchas veces se centra en el beneficio económico. Si bien el turismo debe potenciarse, es indispensable que el efecto antrópico sea disminuido a fin de preservar el entorno de lugares con vasta riqueza.  Troitiño Vinuesa & Troitiño Torralba (2018) mencionan sobre el turismo que, entre otras potencialidades, dinamiza la economía, da visibilidad al patrimonio, y que por su relevancia territorial, social y medioambiental no debería gestionarse solo desde la perspectiva económica y antropológica.  
+
Si se quiere favorecer a la comunidad, se  debe cuidar el entorno y preservar su calidad.  Es cierto que, el turismo es un motor que permite el crecimiento de las ciudades y que promueve la valoración del patrimonio, pero muchas veces se centra en el beneficio económico. Si bien el turismo debe potenciarse, es indispensable que el efecto antrópico sea disminuido a fin de preservar el entorno de lugares con vasta riqueza.  Troitiño Vinuesa & Troitiño Torralba (2018) mencionan sobre el turismo que, entre otras potencialidades, dinamiza la economía, da visibilidad al patrimonio, y que por su relevancia territorial, social y medioambiental no debería gestionarse solo desde la perspectiva económica y antropológica.  
  
  
 
'''Turismo en zonas de riesgo'''
 
'''Turismo en zonas de riesgo'''
  
La actividad turística en ciudades costeras conlleva implementar equipamiento que facilita actividades como el deporte, la recreación, la estadía, y todo lo que a esto subyace. Pero desarrollar el turismo en la costa, debe ser con el cuidado de los recursos y considerando el entorno en que se está. Es necesario que sea regulado y bajo la gestión de lo que implica -muchas veces- situarse en una zona de riesgo. Igualt (2017) estudia el caso de Concón y la problemática es evidente: ha sufrido la inundación de los tsunamis de 2010 y 2015, y aun así hay emplazamientos casi en la línea de costa, a pesar del conocimiento de que ambos eventos generaron daños en el equipamiento en el sector Playa La Boca, mostrando la vulnerabilidad de la infraestructura. Por mucho que el turismo haga crecer la localidad, si no hay regulación y no se concientiza la naturaleza como un fenómeno que esta fuera de nuestro control, el problema se vuelve cíclico e inatrapable.
+
La actividad turística en ciudades costeras conlleva implementar equipamiento que facilita actividades como el deporte, la recreación, la estadía, y todo lo que a esto subyace. Pero desarrollar el turismo en la costa, debe ser con el cuidado de los recursos y considerando el entorno en que se está. Es necesario que sea regulado y bajo la gestión de lo que implica -muchas veces- situarse en una zona de riesgo. Igualt (2017) estudia el caso de Concón y la problemática es evidente: ha sufrido la inundación de los tsunamis de 2010 y 2015, y aún así hay emplazamientos casi en la línea de costa, a pesar del conocimiento de que ambos eventos generaron daños en el equipamiento en el sector Playa La Boca. Lo que mostró la vulnerabilidad de la infraestructura. Por mucho que el turismo haga crecer la localidad, si no hay regulación y no se concientiza la naturaleza como un fenómeno que está fuera de nuestro control, el problema se vuelve cíclico.
  
Además de que las instalaciones se vean amenazadas al ubicarse en zonas riesgosas, el cuidado de las playas parte por entender que la naturaleza de ese territorio es una, y que por mucho que la presencia humana quiera hacerse parte instalándose donde no debe, hay un curso natural de los entornos naturales que también pasa por instancias de cambio, como es la erosión, por ejemplo.  Fenómeno que también es parte del riesgo porque cambia la morfología de las playas y produce efectos en el nivel del mar respecto de la línea de costa. Como menciona Moreno (2013), que se produzca un desastre no depende sólo de la naturaleza sino también de la decisión de instalar un asentamiento o actividad humana sin tomar en consideración las amenazas existentes y las vulnerabilidades que se desarrollan, variables que constituyen una situación de riesgo potencial.  Sería oportuno que el turismo sea el motor de la adaptación que se necesita en el litoral, y que establezca los parámetros para que la actividad costera se consolide bajo la variable del riesgo.  Pero fomentar el turismo en primer lugar debe centrar el análisis del desarrollo en la costa con la variable de reducción del riesgo.
+
Además de que las instalaciones se vean amenazadas y dañadas, el cuidado de las playas parte por entender que la naturaleza de ese territorio es una, y que por mucho que la presencia humana quiera hacerse parte instalándose donde no debe, hay un curso propio de los entornos naturales que también pasa por instancias de cambio, como es la erosión, por ejemplo.  Fenómeno que también genera riesgo, porque cambia la morfología de las playas y produce efectos en el nivel del mar respecto de la línea de costa. Como menciona Moreno (2013), que se produzca un desastre no depende sólo de la naturaleza sino también de la decisión de instalar un asentamiento o actividad humana, sin tomar en consideración las amenazas existentes y las vulnerabilidades que se desarrollan, variables que constituyen una situación de riesgo potencial.  Sería oportuno que el turismo sea el motor de la adaptación que se necesita en el litoral, y que establezca los parámetros para que la actividad costera se consolide bajo la variable del riesgo.  
  
  
 
'''Planificar el paisaje como mitigación a desastres naturales'''
 
'''Planificar el paisaje como mitigación a desastres naturales'''
  
Las playas no sólo son buenas para el turismo. Por su naturaleza son el mejor sistema de defensas costeras, y si éstas reducen su nivel de arenas, se incrementará el poder erosivo de las olas, de manera tal que la pérdida de arena disminuye la capacidad de defensa de las costas y puede producir un efecto equivalente a un aumento del nivel del mar (Merino, 2018). Una estrategia positiva de mitigación desde la planificación del paisaje en zonas costeras constituye parte de la prevención de infraestructuras que se localizan próximas a la playa, además del cuidado del ecosistema que por sí mismo puede formar parte del sistema defensivo.
+
Las playas no sólo son buenas para el turismo. Por su naturaleza son el mejor sistema de defensas costeras, y si éstas reducen su nivel de arena, se incrementará el poder erosivo de las olas, de manera tal que la pérdida de arena disminuye la capacidad de defensa de las costas y puede producir un efecto equivalente a un aumento del nivel del mar (Merino, 2018). Una estrategia positiva de mitigación desde la planificación del paisaje, constituye parte de la regulación de infraestructuras que se localizan próximas a la playa, además del cuidado del ecosistema, que por sí mismo puede formar parte del sistema defensivo.
  
Tanto el sistema defensivo como la planificación deben considerar los niveles de inundación y examinar fórmulas ante potenciales riesgos, estableciendo vías de evacuación transversales a la costa y de manera repetida, ya que (Herrmann, 2016) la topografía chilena en muchos casos permitiría una fácil evacuación porque hay cerros aledaños a playas. Pero muchas rutas de evacuación cruzan terrenos que no son de público acceso, y que en una emergencia permitirían una llegada más oportuna a la zona segura.  
+
Tanto el sistema defensivo como la planificación, deben considerar los niveles de inundación y examinar fórmulas ante potenciales riesgos, estableciendo vías de evacuación transversales a la costa y de manera repetida, ya que (Herrmann, 2016) la topografía chilena en muchos casos permitiría una fácil evacuación, por la existencia de cerros aledaños a las playas. Pero muchas rutas de evacuación cruzan terrenos que no son de público acceso, y que en una emergencia no permitirían una llegada oportuna a la zona segura.  
  
Por otro lado, las barreras naturales son una muy buena opción si de mitigación se trata. Los ecosistemas naturales de la costa, como las arenas, vegetación y roqueríos, son importantes para el control de la energía del mar, pero repetidas veces el paisaje costero se ve degradado dejando a las urbes más vulnerables. Entre los factores que favorecen la degradación del ambiente litoral, se identifican: urbanizaciones en sitios sensibles a la erosión, frecuentación excesiva de sitios en vehículos motorizados, descarga de basuras, localización de equipamiento turístico infraequipados y extracción de arenas para la construcción (Figueroa-Sterquel, 2011). Pero, modelar el paisaje con estrategias naturales, como las barreras naturales o “barreras verdes” es lo más idóneo. Según Moreno (2013), estos sistemas además de tener gran biodiversidad, se recuperan rápidamente después de inundaciones, siendo importantes recursos para la sostenibilidad a largo plazo. Y si las infraestructuras verdes son protagonistas, harán aparecer nuevas áreas de desarrollo urbano.
+
Por otro lado, las barreras naturales son una muy buena opción, si de mitigación se trata. Los ecosistemas naturales de la costa, como las arenas, vegetación y roqueríos, son importantes para el control de la energía del mar, pero repetidas veces el paisaje costero se ve degradado dejando a las urbes más vulnerables. Entre los factores que favorecen la degradación de este ambiente, se identifican: urbanizaciones en sitios sensibles a la erosión, frecuentación excesiva de sitios en vehículos motorizados, descarga de basuras, localización de equipamiento turístico infraequipado y extracción de arenas para la construcción (Figueroa-Sterquel, 2011). Pero, modelar el paisaje con barreras naturales o “barreras verdes” es lo más idóneo. Según Moreno (2013), estos sistemas además de tener gran biodiversidad, se recuperan rápidamente después de inundaciones, siendo importantes recursos para la sostenibilidad a largo plazo. Y si las infraestructuras verdes son protagonistas, harán aparecer nuevas áreas de desarrollo urbano.
  
  
 
'''Conclusión'''
 
'''Conclusión'''
  
Finalmente, el problema pareciera que no es la ocurrencia de este tipo de fenómenos, sino que, la falta de preparación que hay a nivel de planificación y de la tipología de las edificaciones. Todo como un cúmulo de no entender que la naturaleza está por sobre nuestroLa oportunidad es gestionar el turismo como un motor que a partir del desarrollo que fomenta en el borde costero, sea protagonista en la adaptación que se necesita respecto de los desastres naturales marítimos. Además, es urgente incorporar la variable riesgo en los instrumentos de planificación para que en las ciudades costeras que serían más afectadas en caso de la ocurrencia de algún desastre natural, haya mayor preparación y adaptación.
+
Finalmente, el problema pareciera que no es la ocurrencia de este tipo de fenómenos, sino que, la falta de planificación y la vulnerabilidad de las edificaciones. Todo como un cúmulo de no entender que, la naturaleza está por sobre nosotrosSe debe situar al turismo como un motor que gestiona la adaptación en el litoral. Siendo protagonista en los cambios que se necesitan respecto de los desastres naturales marítimos. Además, es urgente incorporar la variable riesgo en los Instrumentos de Planificación Urbana, para que las ciudades costeras que serían más afectadas en caso de la ocurrencia de algún desastre natural, haya mayor preparación y adaptación frente a algún evento.
  
  

Revisión actual del 21:00 29 abr 2019



TítuloFlorencia Salgado Tarea 4 - Módulo investigación T1 2019
AsignaturaMódulo Investigación T1 2019
Del CursoMódulo Investigación T1 2019
CarrerasArquitectura
4
Alumno(s)Florencia Salgado

Alumna Florencia Salgado | Carrera Arquitectura | Profesor Guía Felipe Igualt


Foto muestra la situación habitual de un día de verano en la playa con gran cantidad de turistas. Playa de la V Región, Chile. Fuente: publimetro.cl

Ciudades costeras: el territorio entorno al riesgo y al turismo.

Abstract

La incidencia constante de desastres naturales marítimos ha provocado grandes daños en el litoral chileno. Se ha estudiado la actividad humana en la costa y el incremento de infraestructura próxima al mar, lo que ha resultado en visibilizar que hay falta de regulación y aplicación de instrumentos de planificación que controlen el nivel de exposición de las ciudades ante fenómenos como por ejemplo inundaciones y marejadas.

A pesar de que no podemos ejercer el control sobre la naturaleza, hay muchos factores que inciden en la ocurrencia y gravedad de estos fenómenos naturales, como son la topografía del lugar, la proximidad al mar de los asentamientos, la tipología de infraestructuras, entre tantos otros. Es por esto que el desarrollo del turismo en la costa debe tener un factor relevante a considerar: el riesgo.

Sin considerar la variable riesgo en el litoral, se realizan mejoras en infraestructura comercial, nuevos equipamientos y renovación de espacios públicos, pero ¿está el turismo en la zona costera, preparado para la amenaza del mar? A pesar de lo reciente de los eventos de inundación de 2010 y 2015 que afectó al sur y norte del país, pareciera que aún falta mucho por aprender y aplicar. El turismo debe ser parte de la gestión y la adaptación que se debe efectuar en la zona costera. [1]

Palabras clave: turismo, riesgo, planificación, infraestructura costera.

____________________________________________________________________


Introducción

El crecimiento en las ciudades ha aumentado las edificaciones en altura, los asentamientos en laderas y en el caso de las ciudades costeras, pareciera incrementar la cantidad de infraestructuras en zonas próximas al mar. Esto debido al atractivo de lo que es convivir con el horizonte y en presencia del territorio. Para el turismo la situación es prometedora, ya que las ciudades costeras se preparan mejor para los visitantes. Por ejemplo, las ciudades renuevan y mejoran espacios públicos, hay mayor cuidado y mantenimiento, más seguridad para quienes la visitan. Es así que, como beneficio, el turismo favorece al turista y a la misma comunidad.

Si se quiere favorecer a la comunidad, se debe cuidar el entorno y preservar su calidad. Es cierto que, el turismo es un motor que permite el crecimiento de las ciudades y que promueve la valoración del patrimonio, pero muchas veces se centra en el beneficio económico. Si bien el turismo debe potenciarse, es indispensable que el efecto antrópico sea disminuido a fin de preservar el entorno de lugares con vasta riqueza. Troitiño Vinuesa & Troitiño Torralba (2018) mencionan sobre el turismo que, entre otras potencialidades, dinamiza la economía, da visibilidad al patrimonio, y que por su relevancia territorial, social y medioambiental no debería gestionarse solo desde la perspectiva económica y antropológica.


Turismo en zonas de riesgo

La actividad turística en ciudades costeras conlleva implementar equipamiento que facilita actividades como el deporte, la recreación, la estadía, y todo lo que a esto subyace. Pero desarrollar el turismo en la costa, debe ser con el cuidado de los recursos y considerando el entorno en que se está. Es necesario que sea regulado y bajo la gestión de lo que implica -muchas veces- situarse en una zona de riesgo. Igualt (2017) estudia el caso de Concón y la problemática es evidente: ha sufrido la inundación de los tsunamis de 2010 y 2015, y aún así hay emplazamientos casi en la línea de costa, a pesar del conocimiento de que ambos eventos generaron daños en el equipamiento en el sector Playa La Boca. Lo que mostró la vulnerabilidad de la infraestructura. Por mucho que el turismo haga crecer la localidad, si no hay regulación y no se concientiza la naturaleza como un fenómeno que está fuera de nuestro control, el problema se vuelve cíclico.

Además de que las instalaciones se vean amenazadas y dañadas, el cuidado de las playas parte por entender que la naturaleza de ese territorio es una, y que por mucho que la presencia humana quiera hacerse parte instalándose donde no debe, hay un curso propio de los entornos naturales que también pasa por instancias de cambio, como es la erosión, por ejemplo. Fenómeno que también genera riesgo, porque cambia la morfología de las playas y produce efectos en el nivel del mar respecto de la línea de costa. Como menciona Moreno (2013), que se produzca un desastre no depende sólo de la naturaleza sino también de la decisión de instalar un asentamiento o actividad humana, sin tomar en consideración las amenazas existentes y las vulnerabilidades que se desarrollan, variables que constituyen una situación de riesgo potencial. Sería oportuno que el turismo sea el motor de la adaptación que se necesita en el litoral, y que establezca los parámetros para que la actividad costera se consolide bajo la variable del riesgo.


Planificar el paisaje como mitigación a desastres naturales

Las playas no sólo son buenas para el turismo. Por su naturaleza son el mejor sistema de defensas costeras, y si éstas reducen su nivel de arena, se incrementará el poder erosivo de las olas, de manera tal que la pérdida de arena disminuye la capacidad de defensa de las costas y puede producir un efecto equivalente a un aumento del nivel del mar (Merino, 2018). Una estrategia positiva de mitigación desde la planificación del paisaje, constituye parte de la regulación de infraestructuras que se localizan próximas a la playa, además del cuidado del ecosistema, que por sí mismo puede formar parte del sistema defensivo.

Tanto el sistema defensivo como la planificación, deben considerar los niveles de inundación y examinar fórmulas ante potenciales riesgos, estableciendo vías de evacuación transversales a la costa y de manera repetida, ya que (Herrmann, 2016) la topografía chilena en muchos casos permitiría una fácil evacuación, por la existencia de cerros aledaños a las playas. Pero muchas rutas de evacuación cruzan terrenos que no son de público acceso, y que en una emergencia no permitirían una llegada oportuna a la zona segura.

Por otro lado, las barreras naturales son una muy buena opción, si de mitigación se trata. Los ecosistemas naturales de la costa, como las arenas, vegetación y roqueríos, son importantes para el control de la energía del mar, pero repetidas veces el paisaje costero se ve degradado dejando a las urbes más vulnerables. Entre los factores que favorecen la degradación de este ambiente, se identifican: urbanizaciones en sitios sensibles a la erosión, frecuentación excesiva de sitios en vehículos motorizados, descarga de basuras, localización de equipamiento turístico infraequipado y extracción de arenas para la construcción (Figueroa-Sterquel, 2011). Pero, modelar el paisaje con barreras naturales o “barreras verdes” es lo más idóneo. Según Moreno (2013), estos sistemas además de tener gran biodiversidad, se recuperan rápidamente después de inundaciones, siendo importantes recursos para la sostenibilidad a largo plazo. Y si las infraestructuras verdes son protagonistas, harán aparecer nuevas áreas de desarrollo urbano.


Conclusión

Finalmente, el problema pareciera que no es la ocurrencia de este tipo de fenómenos, sino que, la falta de planificación y la vulnerabilidad de las edificaciones. Todo como un cúmulo de no entender que, la naturaleza está por sobre nosotros. Se debe situar al turismo como un motor que gestiona la adaptación en el litoral. Siendo protagonista en los cambios que se necesitan respecto de los desastres naturales marítimos. Además, es urgente incorporar la variable riesgo en los Instrumentos de Planificación Urbana, para que las ciudades costeras que serían más afectadas en caso de la ocurrencia de algún desastre natural, haya mayor preparación y adaptación frente a algún evento.


Bibliografía

1. Figueroa-Sterquel, R. (2004). La producción del espacio turístico litoral, hacia una aproximación conceptual. Revista Geográfica de Valparaíso, (35).

2. Igualt, F. (2017). Evaluación de vulnerabilidad física y adaptabilidad post-tsunami en Concón, zona central de Chile. Revistas Electrónicas UACh, (22), 53-58.

3. Herrmann, M (2016). Planificación territorial y mitigación de impacto de tsunami en Chile después del 27 Febrero 2010. Revista de Urbanismo U. de Chile, (34), 20-33.

4. Merino, H. (2018). Cambio climático: los desafíos de las costas de Chile. Revista Enfoque.

5. Moreno, O. (2013). Paisaje, riesgo y resiliencia. La arquitectura del paisaje en la modelación sustentable del territorio.

6. Troitiño Vinuesa, M. A., & Troitiño Torralba, L. (2018). Visión territorial del patrimonio y sostenibilidad del turismo. Boletín de la Asociación de Geógrafos Españoles, (78), 212-244.


Fichas de Lectura

Ficha 1

Título: Paisaje, riesgo y resiliencia. La arquitectura del paisaje en la modelación sustentable del territorio

Autores: Osvaldo Moreno

Tipo: Artículo

Año: 2013

Introducción al tema: Expone la importancia de la planificación territorial y el diseño del paisaje orientado a la prevención y mitigación del impacto de desastres naturales, a los que históricamente se les enfrenta con soluciones estructurales a través de obras de ingeniería. Soluciones que pueden tomar mejor camino generando infraestructura verde, con manejo de componentes naturales como el relieve y la vegetación. Muestra casos referenciales de proyectos de intervención en territorios afectados por fenómenos de tormentas, inundaciones, tsunamis, entre otros. Como el caso de la bahía de Galveston en Houston, EE.UU., donde se ve la adaptación de la ciudad con infraestructura verde.

Palabras clave: planificación, desastre, inundaciones, infraestructura verde.

Citas:

1. “Que se produzca un desastre no depende sólo de la naturaleza sino también de la decisión de instalar un asentamiento o actividad humana sin tomar en consideración las amenazas existentes y las vulnerabilidades que se desarrollan, variables que constituyen una situación de riesgo potencial”

2. “Desde lo social, la resiliencia posibilita la condición de convivencia de las comunidades con las condiciones de riesgo de un determinado territorio (Eckardt, 2011), a través de la comprensión de los patrones y procesos ambientales que favorecen las capacidades de mitigación y/o regeneración de los tejidos sociales y los sistemas ecológicos (Light, 2006).”

3. "Estos sistemas naturales se recuperan rápidamente después de eventos de inundación y han demostrado ser considerados importantes recursos económicos y turísticos para la sostenibilidad a largo plazo. De esta forma, las soluciones no estructurales guían el desarrollo actual y futuro para generar resiliencia, conservando y potenciando el valor del ecosistema costero de Galveston Bay, uno de los biológicamente más diversos de Norteamérica""". >

Ficha 2

Título: Evaluación de vulnerabilidad física y adaptabilidad post-tsunami en Concón, zona central de Chile.

Autores: Felipe Igualt

Tipo: Artículo

Año: 2017

Introducción al tema: El crecimiento urbano de la comuna de Concón es constante y no considera factores de adaptabilidad en su condición de costa y en la eventualidad de un tsunami. El artículo se centra en el sector de la playa La Boca y estudia la vulnerabilidad física de las edificaciones con la medición Papathoma PTVA-3 y carta de inundación por tsunami (CITSU) del Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada de Chile. Se constata in situ que gran parte de las edificaciones son volúmenes mayormente cerrados destinados a uso residencial, de servicios o de comercio. A partir de la medición establece índices de vulnerabilidad física, destinando al sector de La Boca con alto índice de vulnerabilidad para sus edificaciones. Esto se vincula con que la zonificación establecida en el Plan Regulador Comunal no es concordante con lo encontrado en el lugar. Por lo que se requiere de la actualización del Instrumento de Planificación Territorial

Palabras clave: adaptabilidad, tsunami, vulnerabilidad, instrumentos de planificación.

Citas:

1. "La vulnerabilidad física es uno de los principales componentes del diseño y planificación de comunidades resilientes (Koshimura y Shuto 2015), dado que permite describir el grado de preparación de éstas últimas ante posibles amenazas.

2. "La adaptabilidad, por su parte, define la capacidad de los componentes de un sistema para construir resiliencia, con miras a tener una mejor respuesta ante futuras perturbaciones, reducir daños y permitir una recuperación más rápida en futuros desastres (Walker et al. 2004). "

3. "Existe un bajo grado de protección de las edificaciones producto de la inexistencia de barreras de mitigación de tsunamis construidas próximas a la línea costera. Esta situación incide en los altos índices de vulnerabilidad que muestran las edificaciones emplazadas en la zona de estudio." >

Ficha 3

Título: Coastal erosion in central Chile: a new hazard?

Autores: Carolina Martinez, Manuel Contreras-Lopez, Patricio Winckler, Hector Hidalgo, Eduardo Godoy, Roberto Agredano

Tipo: Artículo

Año: 2017

Introducción al tema: Analyzes the position of the shoreline, stability, conditions of accretion and erosion in four beaches in Valparaíso Bay: Caleta Abarca, Los Marineros, Reñaca and Las Salinas. Although there are no clear symptoms of shoreline change in the area, this article studies which are the factors that incide or promote the erosion. The greater frequency of extreme storms, tsunamis and earthquakes, with an increase in urban area are definitely phenomena could contribute an alarm in the coastal zone in function of risk and hazard. The changes in the shoreline were studied by satellite images, topographic surveys and oceanographic behavior such as wave climate and mean sea level.

Palabras clave: erosion, shoreline, hazard.

Citas:

1. “The coastal zone is undoubtedly the main economic resource in Valparaíso Bay due to its seaport and the tourism activities that revolve around the sea. In addition, this metropolitan area has become an engine of urban expansion, in which real estate developers use the coastal space in an unrestrained manner, causing significant problems in terms of degradation of beaches, wetland sand dune fields (Arenas et al., 2015; Hidalgo et al., 2016).”

2. “It is also important to improve the existing coastal zone management policy (Política Nacional de Uso del Borde Costero) enacted in 1994, since it is disconnected from zoning plans and provides no differentiation between the coastal zone and the rest of the territory.”

3. "the erosion trend increased in the last decade due to a greater recurrence of extreme storms, which occurred without seasonal distinction during ENSO warm phases. Though no significant historical changes in mean significant wave height were identified,storms have increased in frequency, from an average of 5 per year in the middle of last century to 20 per year in the present".

4. "Coastal erosion should be addressed by a combination of engineering solutions and integrated coastal management measures, especially those focused on controlling the intensity of urbanization within the coastal zone." >

Ficha 4

Título: El cambio de paradigma en el Turismo Sustentable. Las implicancias para su gestión.

Autores: Fernando Oyarzun, Héctor Taucare

Tipo: Artículo

Año: 2018

Introducción al tema: El concepto de turismo sustentable se define como aquél que satisface las necesidades de las generaciones presentes sin comprometer la habilidad de generaciones futuras para satisfacer las propias. En el texto el autor hace mención a críticas respecto de que existen variados sistemas ecoturísticos que se localizan en áreas con ecosistemas sensibles y vulnerables, y que no consideran una buena infraestructura para llevar a cabo el hacer turismo. También, sobre el turismo de masas se menciona que no se ha demostrado que es inherentemente no sustentable, por lo que la clave es hacer que el turismo masivo se desarrolle, pero se lleve a cabo de la manera más sustentable posible.

Palabras clave: turismo, sustentabilidad, ecosistema.

Citas:

1. "Fue Hardin (1968), quien afirmó que los recursos de propiedad común tales como los animales silvestres, los océanos, los ríos y sus peces, el aire, los cuerpos de aguas superficiales y subterráneas, los bosques y otros, generalmente están destinados a ser mal gestionados, cayendo en la sobreexplotación y finalmente la degradación de dichos recursos.

2. "El cambio de paradigma ha significado también un cambio en la forma en la cual las relaciones entre los humanos y la naturaleza son entendidas. En vez de percibir a ambos como elementos separados, la actividad humana y la naturaleza actualmente son vistos y estudiados en forma integrada como SES, los cuales son un tipo de Sistema Complejo Adaptativo (Farrell y Twining-Ward, 2005)."

3. "La participación comunitaria en el turismo (CIT por su sigla en Inglés), ha recibido mayor atención en los últimos años debido a que como elemento de desarrollo local, representa una nueva oportunidad y alternativa a las estrategias de vida existentes; como un elemento de conservación, representa un medio para obtener beneficios tangibles a partir del manejo de vida silvestre y por lo tanto un incentivo para la continua conservación de la misma" >

Ficha 5

Título: Visión territorial del patrimonio y sostenibilidad del turismo.

Autores: Miguel Ángel Troitiño Vinuesa, Libertad Troitiño Torralba.

Tipo: Artículo

Año: 2018

Introducción al tema: Estudia el tema a partir de distintos documentos y conferencias que han emanado de la ONU y de la comunidad europea respecto del turismo sostenible y del turismo y la cultura. Además, aborda aspectos como la protección pasiva del patrimonio que como sociedad a veces ha primado. En cuanto territorio, patrimonio y turismo deben ser mirados bajo una gestión que sea sostenible. Además propone la idea de la interpretación territorial del patrimonio, en un adecuado manejo de herramientas de medición y la consideración de dimensiones sociales, culturales, paisajísticas y funcionales, de modo que así permitirán abordar aspectos concretos de la sostenibilidad patrimonial y turística.

Palabras clave: patrimonio territorial, turismo, protección.

Citas:

1. “El turismo, se ha escrito, mueve al mundo, dinamiza la economía, sirve para luchar contra la pobreza, da visibilidad al patrimonio, etc., por su relevancia territorial, social y medioambiental no debería interpretarse de forma simplista, tal como ocurre, en unos casos, desde la perspectiva económica y, en otros, también, desde la antropológica .”

2. “Lo relevante no es tanto el cambio como que este se oriente en una dirección que posibilite frenar la destrucción de los recursos de la Tierra y propicie la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos, entendida esta Boletín de la Asociación de Geógrafos Españoles, 78, 212–244 215 en términos de desarrollo humano y no sólo de crecimiento económico (Prats, Herrero y Torrego, 2016).”

3. "El turismo bien gestionado puede ser un protagonista trascendental a la hora de preservar los tesoros actuales para las generaciones futuras, asegurando la protección y la integridad de nuestro patrimonio común, material e inmaterial; El turismo es una actividad transversal que puede luchar contra la pobreza, proteger la naturaleza y el medio ambiente, y promover el desarrollo sostenible."

4. "El reto está en saber utilizar los instrumentos disponibles o en construir otros nuevos para adecuar los territorios patrimoniales, naturales y culturales, como destinos sostenibles, canalizando el turismo en función de las necesidades de la conservación activa, de prácticas turísticas responsables y de las necesidades locales". >

Ficha 6

Título: Planificación territorial y mitigación de impacto de tsunami en Chile después del 27 Febrero 2010.

Autores: Marie Geraldine Herrmann Lunecke.

Tipo: Artículo

Año: 2016

Introducción al tema: Analiza el rol de la planificación territorial en la mitigación de impacto de tsunami en Chile, específicamente en respuesta al tsunami del año 2010. Estudia las normativas y recomendaciones de mitigación de impacto de tsunami que se han desarrollado a escala nacional y a escala local en los PRES - Planes de Reconstrucción del Borde Costero. Con lo anterior concluye que la planificación territorial en Chile no ha considerado suficientemente la amenaza de tsunami, a pesar de su alto grado de exposición debido a que Chile es un país costero. Los resultados muestran que la elaboración de medidas de mitigación de impacto de tsunami en los PRES se ha realizado en un marco regulatorio nacional débil.

Palabras clave: planificación urbana, reconstrucción, mitigación impacto tsunami, resiliencia.

Citas:

1. “Las modificaciones de los planes reguladores deben contar obligatoriamente con la aprobación de un especialista antisísmico, pero sólo opcionalmente con un estudio de riesgo. Esto resulta cuestionable, dado que se requiere de estudios de riesgo para poder definir zonas de riesgo y es deseable la participación de la ciudadanía en la elaboración de medidas de mitigación de impacto de desastres naturales.”

2. “Cabe destacar, que en Chile la topografía costera facilita la evacuación, ya que en muchos casos las playas cuentan con cerros aledaños o cercanos. Sin embargo, muchas rutas de evacuación cruzan hoy terrenos privados enrejados, que no son públicamente accesibles, lo que podría generar un grave problema durante una emergencia de tsunami.”

3. "La elaboración de medidas de mitigación de impacto de tsunami en los recientes planes locales de reconstrucción se está realizando en un marco regulatorio nacional débil, dado que la única normativa relevante desarrollada en Chile a escala nacional tras la catástrofe del 27F es la modificación de la OGUC en el año 2011, que incluye por primera vez las zonas de inundación por tsunami como áreas de riesgo (D.S. N°9, modificación OGUC). Sin embargo, la OGUC no establece parámetros para la ocupación y el manejo de zonas de riesgo por tsunami: no establece normas o estándares para guiar a los municipios en la planificación de zonas de riesgo por tsunami, ni restringe o prohíbe usos en éstas." >

Ficha 7

Título: The role of the architecture in tsunami-risk management.

Autores: Eleonora Serpi.

Tipo: Master Thesis - Politecnico di Torino & e[ad] PUCV

Año: 2017-2018

Introducción al tema: En la tesis se estudia el origen de los tsunamis a través de las ondas sísmicas, generando un análisis que aborda el territorio y su naturaleza propia, entendiendo que no solo se debe respetar el ecosistema, sino que recuperar la condición original. Además, logra concluir que una manera de prevención es construir barreras de mitigación de manera de proteger las comunidades de la manera más eficiente. Las barreras naturales o "medidas blandas de ingeniería" (para referirse a estructuras livianas) son una buena opción, pero prioriza de todas maneras que la protección son una buena manera de reducir efectos y la energía de los desastres naturales.

Palabras clave: planificación, desastre, inundaciones, infraestructura verde.

Citas:

1. “Natural hazards cannot be prevented, but Geomorphology can help predicting patterns of behaviour able to reduce physical vulnerability through the elaboration of vulnerability maps.”

2. “Ideally, to prevent natural disasters, we wouldn’t have only to respect the ecosystem but also recover its original condition. Since disaster are not inevitable, it is prevention through the establishment of alarm systems, mitigation plans and the creation of infrastructures can maximize the protection of a community. The aim is to reduce the vulnerability of societies and territories dealing with the activities that cause or aggravate natural hazards.”

3. "Natural defensive structures, or soft engineering measures, are natural elements used as protective barriers against strong winds, storm surges and other natural hazards, and to enhance the development and protection of the ecosystem (see figure 47). In case of tsunami, they can reduce its energy even if they cannot completely stop it and they are not as effective as coastal structures." >

Ficha 8

Título: Cambio climático: los desafíos de las costas de Chile.

Autores: Humberto Merino.

Tipo: Artículo de Revista

Año: 2018

Introducción al tema: Se realiza análisis sobre el cambio climático y cómo esto afecta a las costas del país, teniendo en consideración los acontecimientos de marejadas en la zona central de Chile. Visibiliza el problema de la erosión de las playas, del aumento del nivel del mar, de los fenómenos de marejadas y cómo se ha reaccionado ante inundaciones por parte de las ciudades. Se cita a expertos que concluyen que es necesario recurrir a soluciones 'blandas' en las costas, de manera de prevenir la erosión de las playas y de cuidar el ecosistema marino. Destacan la importancia de planificar y considerar los eventos marítimos que suceden con mayor frecuencia.

Palabras clave: cambio climático, zona costera.

Citas:

1. "Desde el punto de vista oceanográfico, las marejadas es el oleaje que se manifiesta en las zonas costeras como consecuencia de las perturbaciones del nivel del mar generadas en otro lugar del océano por efecto del viento. En Chile, la mayor cantidad de eventos de este tipo ocurren entre mayo y agosto, alcanzando su máximo en junio. No las originan ni el cambio climático ni El Niño, pero ambos fenómenos pueden intensificar su fuerza y alargar la temporada".

2. "En los últimos 100 años, cerca del 70 % de las playas del mundo han retrocedido, entre un 20 y 30 % se han estabilizado y solo un 10 % han aumentado su tamaño. El problema es que en regiones donde el aumento del nivel medio del mar sea significativo se amplificará la tasa de erosión de las playas y, a su vez, se iniciará un proceso erosivo en playas estables".

3. "Los expertos coinciden que en Chile se siguen construyendo estructuras costeras sólidas porque protegen costosas propiedades e infraestructuras, pero usualmente desplazan el problema corriente abajo o a otras partes de la costa. De ahí que las soluciones blandas, como las regeneraciones de playas, la instalación de ciclovías y paseos costeros, son las más recomendables de instalar en zonas vulnerables y las edificaciones importantes, como hospitales, industrias, jardines infantiles, entre otros, se debieran emplazar en zonas seguras". >

Ficha 9

Título: La producción del espacio turístico litoral, hacia una aproximación conceptual.

Autores: Rodrigo Figueroa-Sterquel.

Tipo: Artículo de Tesis doctoral.

Año: 2004

Introducción al tema: Analiza el turismo como parte de la estructura económica-cultural de las sociedades en crecimiento, y la relación entre turismo y transformaciones territoriales en el litoral de Chile, con nuevos modelos de urbanización residencial y turística del borde costero. Añade estudios sobre la degradación del ambiente litoral, situación que propicia el aumento del nivel del mar, evidenciando factores que promueven lo anterior. Por otro lado, propone que el entorno y espacio es soporte del turismo litoral, estudiando específicamente la costa de la región de Valparaíso por su importancia tanto a nivel internacional como nacional, principalmente por la vecina Región Metropolitana. Y además por el crecimiento y concentración de la oferta de infraestructuras turísticas y de ocio.


Palabras clave: turismo, crecimiento, ambiente litoral.

Citas:

1. "Como en Chile no existen criterios o metodologías estandarizadas para el establecimiento de los niveles de inundación por marejadas o tsunamis las defensas artificiales pueden ser incluso un remedio peor que la enfermedad. Entre los conflictos más frecuentes que tienden a la degradación del ambiente litoral, fueron identificados: las urbanizaciones en sitios sensibles a la erosión, frecuentación excesiva de sitios en vehículos motorizados, descarga de basuras, localización de equipamiento turístico infraequipados y la extracción de arenas para la construcción en áreas cercanas a centros turísticos y centros poblados (Andrade y Castro, 1987)".

2. "El territorio aporta un conjunto de potencialidades y limitaciones geográficas que serán la base para definir la existencia, desarrollo o abandono del turismo, en el caso del turismo litoral se tratará de las características físicas, sociales, económicas y territoriales precedentes a su implantación."

3. "Para los investigadores del turismo desde la vertiente espacial los factores generadores del deterioro del ambiente natural y cultural del turismo están dados por una inadecuada planificación y gestión territorial."

4. "El enfoque urbano, también de carácter descriptivo, se ha ocupado de la identificación de cambios en la estructura territorial y nuevas formas de actuación urbanística, constatando el fuerte impacto territorial que producen las actuaciones inmobiliarias y de construcción, entre las actuaciones más novedosas y de mayor crecimiento están las destinadas al ocio y al turismo". >

Notas al pie

  1. Esta discusión bibliográfica forma parte del estudio para un proyecto de título que busca cuidar la zona costera ante el riesgo y la preservación territorial, en conjunto con la actividad turística.