Entrega Taller de Amereina XII

De Casiopea
Revisión del 19:38 6 jun 2014 de Dpardo (discusión | contribuciones) (Clase VII: 14 de Mayo)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)



TítuloEntrega Taller de Amereida VII
Tipo de ProyectoProyecto de Taller
Palabras Claveamereida, taller, entrega
Período2014-2014
AsignaturaTaller de Amereida 2014
CarrerasDiseño Gráfico
Alumno(s)Daniela Pardo
ProfesorManuel Sanfuentes


Clase I: 05 de Marzo

Clase II: 12 de Marzo

El asombro es la admiración a lo desconocido, lo inesperado de cada gesto, de cada acción y objeto. Es lo que el oficio del diseño trata de afinar. La belleza del asombro reside en ese momento donde lo ordinario se vuelve inesperado. Este momento en el diseño se demuestra en forma de un regalo hacia el otro. Hay instancias donde el regalo del diseño se presenta de manera sutil, y no requere de un asombro, sino que el regalo necesario se compone por una parte de la fluidez y, por otra, de la intuición. De esta manera, el diseño posee una esencia con cierta dualidad: lo sutil y el asombro. Ambas caras complementan el significado de diseñar.

En latín antiguo al acto de elegir se le decía elegancia, transfor-mando al elegante en el «eligente» y, tal vez, en una de sus variantes más preciadas el «inteligente». Si el elegir era un acto de la inteligencia, la Ética, que no es otra cosa que saber elegir nuestras acciones hace que Ética y elegancia se transformen en sinónimos. (Sobre el Diseño y la Elegancia. Rodolfo.Reflexión Académica en Diseño y Comunicación Nº VI. Sánchez, ).

La sutileza, o más bien dicho elegancia, es el cor del diseño. Mientras que el asombro es el acento, la elegancia es la composición en sí, sólo una mala composición es vista como tal, pues una correcta no necesita de un reconocimiento. La elegancia hace que las ideas sigan el recorrido del gesto sin necesidad de forzarlo.

Clase III: 19 de Abril

El diseño constituye hoy uno de los principales motores de la economía cultural así como la más poderosa herramienta para reconfigurar una de las preocupaciones clave de la contemporaneidad: la identidad individual y social. Vivimos en una sociedad modelada en gran medida a través del diseño y, sin embargo, este proceso de ideación y producción profesional penetra en lo cotidiano de tal manera que su omnipresencia lo torna imperceptible.

Al repasar tanto la historia como la actualidad del diseño gráfico se evidencia su directa relación con la sociedad en la que éste se desarrolla. Y es tan fuerte su marca que hay todo un vocabulario asociado al diseño originado en un país específico.

Clase IV: 26 de Abril

La idea de que el lenguaje como un exterior a las cosas, como sustancia, materia, encarnación de aquello que dice y que nombra. Pero es su proceso de "lenguajear", de ser leído o accionado, lo que permite alcanzar cierto grado de irreductibilidad, como la que observamos en la regla 30. (A New Kind of Science. Wolfram, Stephen)

Junto con la cita anterior, agrego la definición dada por Charles Eames al diseño como «el método de la acción», que involucra al diseño como una metodología más que como un producto final. El lenguaje es el que articula una idea, es lo que plasma por primera vez al concepto y que no requere más que el habla para exponer una idea. El diseño es y debe considerarse como un lenguaje y una acción de un concepto.

Clase V: 30 de Abril

El concepto de Vigilia posee diversos significados, por un lado define la acción de estar despierto o en vela durante la noche, y por otro, es el trabajo intelectual que se caracteriza por hacerlo de noche. Podría decirse que la vigilia es un estado de la conciencia intranquila, un estado de inquietud.

La palabra vigilia viene del latín vigilia: vigilante, centinela. Acción de estar en vela. Insomnio. privación del sueño durante la noche. Los romanos dividían la noche en 4 vigilias. Primera de 6 PM. hasta las 9 PM. Segunda de 9 PM. hasta la medianoche. Tercera desde la medianoche hasta las 3 AM. Y la cuarta vigilia desde las 3 AM. hasta las 6 AM. Con distintos significados, vigilia posee un término en común: la noche. Período donde falta la claridad del día, oscuridad y confusión. Etonces se puede definir como un estado de inquitud por sobre la oscuridad.

Clase VI: 07 de Mayo

Tengo miedo del sueño como de una ancha sima

lleno de un vago horror, que lleva a no se dónde;

contemplo el infinito en todas las ventanas;

Fragmento de El Abismo. Las Flores del Mal. Charles Baudelaire.

El abismo representa el miedo del hombre con respecto al ser mismo, a las infinitas posibilidades del propio ser. De las distintas decisiones que se pueden tomar bajo el juicio individual, sin fijarse en el otro, sin que sea necesario ser parte de un todo, sino de uno. Caer es una fuerza inevitable que te atrae hacia el fondo y te deja con una sensación de impotencia.

Clase VI: 13 de Mayo

La poesía abre el mundo. La poesía hace relaciones basadas en la capacidad de oir. Las metáforas poéticas abren nuevas posibilidades cada vez. Intimidad de nuestro propio ser cambia mediante las relaciones que hace la poesía. Por eso el arte y la poesía no terminan nunca de entregar nuevas interpretaciones, al igual que el arte. (Taller de Amereida 13 de MAyo, Clase VI)

La poesía abre mundos. Crea perspectivas y perfila la observación propia. El verso cae al alma como al pasto el rocío (Pablo Neruda): La palabra justa en el lugar preciso; la metáfora espontánea; el decir comparativo; la imagen de lo inexistente que cobra vida; palabras que desfilan verso a verso hasta llegar al poema. La poesía es un destino, fatal o no, encadena los sucesos y las palabras hilando una historia propia a partir de una realidad olvidada o re-conocida, y la vuelve a contar.

Clase VII: 14 de Mayo

El hallazgo como regalo. (Taller de Amereida 14 de Mayo. Clase VII)

Hallar viene de la forma antiguaFallar, sin relación con el otro término fallar, de cometer un fallo). Viene del latín Afflare, que significaba echar el aliento hacia algo, olfatear. Y posteriormente se definiría como encontrar aquello que se busca. Entonces hallazgo sería el encuentro, el percibir por primera vez. Ese primer encuentro de las sensaciones es lo que le otorga hospitalidad al hallazgo. Ese rasgo de hospitalidad permite que le descubra lo inesperado, que se posibilite ese descubrimiento dado por lo ordinario.