P.O:Escuelabirreinatos

De Casiopea



TítuloPaz Osses. Escuela Limeña: Escuela de Zurbarán
Tipo de ProyectoProyecto de Taller
Palabras ClaveEscuela, limeña
Período2014-2014
AsignaturaPresentación 2ºDO 2014
Del CursoPresentación 2ºDO 2014
CarrerasDiseño Industrial
Alumno(s)A. Paz Osses
ProfesorDaniela Salgado

Escuela Limeña

Escuela de Zurbarán

Línea de tiempo

Captura de pantalla 2014-09-01 a la(s) 10.52.17.png

Las escuelas limeñas nacieron en el siglo XVI. La escuela de Zurbarán es una escuela nacida desde la influencia del artista español Francisco de Zurbarán.

[1] La pintura colonial tuvo 3 influencias: (S. XVI y XVII) La italiana del neoclasicismo. (S. XVII) La influencia flamenca que se destacó en los grabados. (S. XVII y XVIII) Y finalmente la española, periodo barroco, especialmente a través de la escuela sevillana. Esto llevó al barroco americano

[2] La escuela de Zurbarán el Lima. Esta escuela pose cuatro series de pinturas importantes en América. “Serie del Apostolado de San Francisco el Grande”, “Serie de Santos Fundadores de Órdenes”, “Serie de Arcángeles del Monasterio de La Concepción” y “Serie de los hijos de Jacob

Escuela Limeña

Dentro de la escuela limeña en el Siglo XVII , estaba fuertemente la pintura de caballete, la cual estaba fuertemente influenciada por la pintura flamenca. Cerca a lo académico y con intencionalidad dinámica, no acogió el claroscurismo. De esta etapa destacan cuatro pintores Francisco Escobar, Diego de Aguilera, Andrés de Liebana y Pedro Fernández de Noriega. Estos realizaron la denominada Serie de la vida de San Francisco compuesta por 12 pinturas que se encuentran en el claustro mayor del convento limeño.

Representantes y sus pinturas limeñas del Siglo XVIII

·Fray Miguel Adame, Retrato de Benedicto XIII, Rey Felipe V. ·Cristóbal de Aguilar, en el Museo de Arte de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos podemos apreciar parte de la obra retratística de Aguilar. En ella observamos la calidad de este pintor no solo representando lo físico sino a la vez el carácter del modelo. Entre sus obras destacan el retrato del Doctor Pedro Peralta Barnuevo, el Virrey Amat y el Virrey Antonio de Mendoza. ·José Joaquín Bermejo, al igual que Aguilar, la obra de Bermejo se caracteriza principalmente por los retratos. Entre los más importantes tenemos el de Pedro José Bravo de Lagunas y Castillo y el del Conde de Superunda. Sin embargo, su obra no se limitó a este género sino que recibió encargos de órdenes religiosa como los mercenarios para realizar las series de la Vida.


La gama de colores utilizada eran pigmentos minerales y colorantes orgánicos. Los primeros artistas llegados de España traían manuales de cuidados y pigmentos, pero ya que en América también se utilizaba el color, este se fue sumando a la cultura española.

Escuela de Zurbarán

La escuela de Zurbarán es una pequeña tapa dentro de la escuela limeña. Zurbarán es la figura más influyente en el Barroco Hispanoamericano y Lima es la ciudad con mayor número de obras relacionadas con su taller. Se pueden hablar hasta de seis series enviadas a Lima pero de ellas, cuatro son las que han sido mayor objeto de estudio.


Serie de apostolado de san francisco el grande (1638-1640) inventariada en 1758 por el padre Marimón, considera que Zurbarán le daba los toques finales a los lienzos. 1940 Marqués de Losoya, en Lima, verifica la autenticidad de los cuadros. Serie compuesta por trece cuadros. Serie de santos fundadores de órdenes. Sale de candiz a Lima (1752). Obsequio de doña Gertrudis de Vargas al padre francisco laguna, prior del convnto de la buena muerte. Originalmente de 30 lienzos, se pueden apreciar 13. Se encuentra en el convento de la buena muerte. Serie de arcángeles del monasterio de la concepción. Se atribuye a berbabé de Ayala, discípulo de Zurbarán e inspirados en grabados flamencos. Si bien, esta serie no es reconocida en los catálogos de Soria y Gudiol, las semejanzas con otras series del taller del maestro indican su cercanía. Serie de los hijos de Jacob. Serie atribuida a la pintora limeña Juana de Valera (S. XVII), se encontró en su taller “Las doce tribus de Israel”, presenta similitudes con la existente en Londres y firmada por Zurbarán se encuentra en el refectorio de la tercera orden franciscana de lima.


Otras series de Zurbarán como “la vida de la virgen (10 lienzos), vírgenes latinas (24 lienzos), los cesares a caballo (12 lienzos)” todos pertenecientes al monasterio de la encarnación


Representantes y escultura limeña S. XVII

Carlos Antonio (catalán), inicialmente activo en Sevilla. Llega a Lima en 1619. Su obra sevillana, de gusto manierista, evoluciona hacia el barroco en obras como la sillería de la Catedral de Lima. Gana el concurso para la creación de la Sillería del Coro de la Catedral, en sociedad con Luis de Vargas (escultor) y Martínez A. (diseño-escultura), después para Santo Domingo. Es nombrado maestro mayor de la Catedral de Lima. Entre sus obras figuran: Cristo del Santo Entierro hermosa e inédita imagen articulable que procesionaba en la Semana Santa de Lima de los años coloniales, se encuentra en la Iglesia de la Soledad, Lima. Sillería del Coro de la Iglesia de San Agustín, Lima 1620 Antonio Rivas. Diseño de la Pileta de la Plaza Mayor de Lima. Gomes Hernández Galván (Valladolid) Documentado siglo XVI, Entre sus obras figuran: Tablas de la catedral. Antigua Sillería del Coro. El Profeta (relieve). trabajó el canon manierista, manos grandes al estilo Berruguete, postura Bitti a la inversa. Museo Histórico regional del Cusco: Diego de Medina. En la Iglesia de San Agustín de Lima, observamos su obra en la Cajonería de la sacristía y techo de la antesacristía elaborado al estilo mudéjar. Trabajó supervisado por el padre Bejarano. Juan Bautista Vásquez. Escultura de la Virgen conocida como La Rectora, actualmente se encuentra en el Instituto Riva Agüero (PUCP) Diego Rodrigues. Nuestra Señora de Copacabana de Lima venerada en el Santuario homónimo del distrito del Rimac; Es considerada la mejor obra de las postrimerías del siglo XVI y de marcada filiación sevillana. Alonso Gómez. La adoración de los pastores (relieve), en la Catedral de Lima. Anónimo. Sagrada Familia de la Doble Trinidad Interesante conjunto escultórico de estilo manierista, que se encuentra en el crucero de la Iglesia de la Soledad en Lima

Representación

El Cristo del Santo Entierro fue una obra realizada por Pedro de Noguera; ubicada actualmente en la Catedral de Lima. En 1619 la Cofradía realizó el contrato para la realización de esta imagen que debía elaborarse conforme a una Santa Cruz que se veneraba en el Templo. Así mismo también se estipuló que ésta fuese articulada en cabeza, brazos y piernas; para efectuar con ella la ceremonia del Descendimiento y ser posteriormente colocada en sus andas para salir por las calles de la Ciudad de los Reyes. Hizo su primera salida procesional el Viernes Santo de 1620. Realizada en madera policromada, de estilo barroca, la figura tiene 1.70 cm. de alto. “Utilizado en la “Ceremonia del Descendimiento”, tradición heredada de España, era un devoto acto que rememoraba las tres horas que nuestro Salvador había permanecido en la Cruz, reviviendo el drama del Calvario. Durante la época colonial, la Cofradía de la Soledad se distinguió por esta ceremonia celebrada en la Plazuela de San Francisco antes de la Procesión de Penitencia, pero con el advenimiento de la república que suprimiera todas las devociones españolas, dejó de efectuarse hasta el día de hoy. La Imagen cuenta con capilla propia llamada “Capilla del Santo Sepulcro”, a la cual se accede por los lados laterales del altar mayor descendiendo unas gradas.”

Captura de pantalla 2014-09-01 a la(s) 11.02.45.png

Captura de pantalla 2014-09-01 a la(s).02.52.png