La visión de la máquina en el periodo Dada

De Casiopea




Caso de Estudio
Estudiado enPresentacion del diseño 3 2016
Estudiado porLuciano Cimino
URLhttp://es.slideshare.net/ciminoluciano/la-visin-de-la-mquina-en-el-periodo-dadaista


ANTECEDENTES

Durante la Primera Guerra Mundial, Suiza fue un País que se comportó de manera neutra y no participó militarmente en la guerra, motivo por el cual fue base para refugiados que escapaban de la guerra. Es en la ciudad de Zurich donde se comienzan a gestionar dos grupos anti-guerra: por un lado los Bolcheviques, y por otro los Dadaistas.

¿Quiénes fueron los Dadaitsas?

Esta agrupación comenzó como un grupo de jóvenes artistas que decidieron crear una especie de café literario en símbolo de respuesta a la masacre y al descontento generada por la guerra como también a los motivos que la inspiran. Así nace el café Cabaré Voltaire, un centro de encuentro que tenía por objetivo el esparcimiento artístico, el cual consistía en reuniones cotidianas en donde artistas, poetas y músicos del público exponían sus obras al resto. Sus fundadores fueron Tristan Tzara y Marcel Jank de Rumania, Jean Arp de Francia y Hugo Ball, Hans Ritcher y Richard Huelsenbeck de Alemania, todos refugiados.

¿De qué trata el Dadaismo?

Básicamente es la pérdida de la lógica ante la composición de obras, busca renovar la expresión mediante el uso de materiales y herramientas inusuales. Busca romper las leyes convencionales del arte, la literatura y la poesía mediante piezas provocadoras, por tanto, es considerado un movimiento anti-arte, anti-literario y anti-poético ya que, dentro de sus bases, cuestionaba la existencia del arte.

Como hacer un poema Dadaista

Coja un periódico, coja unas tijeras, escoja en el periódico un artículo de la longitud que cuenta darle a su poema, recorte el artículo, recorte en seguida con cuidado cada una de las palabras que forman el artículo y métalas en una bolsa, agítela suavemente, ahora saque cada recorte uno tras otro, copie concienzudamente, en el orden en que hayan salido de la bolsa, el poema se parecerá a usted. Y es usted un escritor infinitamente original y de una sensibilidad hechizante, aunque incomprendido del vulgo.


¿Y la máquina?

Dentro de sus ideas, propusieron una temática en la que predominan los mecanismos absurdos, donde desarrollan una visión irónica de la máquina y su importancia en la sociedad moderna

Entre 1914 y 1918 murieron más de 8 millones de personas en los campos de batalla europeos. Todo el avance científico e industrial que se había producido desde la Segunda Revolución industrial (finales siglo XIX y principios del XX) se puso al servicio único de la muerte, y aparecieron los primeros tanques, las ametralladoras, el zeppelin, las pequeñas avionetas, los gases letales o el mismo ferrocarril, que sirvió para alimentar de nueva carnaza las trincheras.

Con todo ello la máquina, el gran símbolo del progreso moderno, quedaba en entredicho, y con ella todo el proyecto iniciado en la Ilustración, basado en la razón y la ciencia que nos debería llevar a la felicidad.

A través de sus expresiones tanto "artísticas" y "literarias" hablaban sobre su descontento sobre esta sociedad autodestructiva, donde, como se señala, los avances de la tecnología serían los gestores de un mundo nuevo donde estos avances mejorarían la calidad de vida de las personas. En cambio, fueron estos mismos avances quienes fueron los precursores de la masacre vivida durante la Primera Guerra Mundial.


Dadaísmo en Estados Unidos

Duchamp

El gran vidrio o la novia desnuda por sus solteros

Esta obra se compone por dos partes. La superior, la cual divisa los vestigios de una máquina (la novia), la cual homologa a la sensualidad de la mujer con la forma de una máquina. Esta novia se encuentra colgando, dando la apariencia de querer llegar a los solteros. La segunda parte, la inferior muestra 9 figuras (los solteros) que son el motor de un mecanismo que funciona en base al deseo lujuriosos de los solteros por llegar a la novia, la cual se encuentra inalcanzable para ellos.

Esta obra homologa una situación de deseo humano expresado por un mecanismo hecho de materiales inusuales. Transforma un proceso intrínseco de la condición humana en una máquina. El deseo por lo inalcanzable hace funcionar el motor.

Esta pieza dadaista conforma una crítica social acrónica. Si homologamos las figuras de la parte inferior (los solteros) a las personas pertenecientes a una sociedad, se establece una relación de humano/sistema, donde estos, los habitantes, conforman el mecanismo propulsor de un sistema al que se está sujeto, es decir, su trabajo es lo que mueve a la sociedad. De esta forma, la novia en la parte superior toma el papel de objeto/concepto al cual se quiere alcanzar.

Se compone una crítica sobre el idealismo hacia un objeto o concepto que nace desde el propio pueblo y como este produce para un sistema que usa ese idealismo como carnada.


Dadaísmo en Alemania

Raoul Haussman

Tatlin en casa

200px

La obra presenta en su primer plano el rostro de un hombre, el cual tiene en su cabeza recortes de máquinas como frenos, cilindros, volantes, y otras piezas mecánicas con el fin de exponer su pensamiento sobre Tatlin, quien fue el precursor del Constructivismo, movimiento artístico ruso que posee como obra canónica el Monumento a la Tercera Internacional, la cual combina la estética de la máquina con elementos que celebran a la tecnología.

Haussman evidencia gráficamente su pensamiento sobre el hombre moderno y, evidentemente, sobre Tatlin, quien según Haussman, sólo poseía maquinaria en su cabeza.


El espíritu de nuestra era

200px


Esta escultura es considerada el trabajo mas importante de Hausmann. La escultura esta realizada a partir de una cabeza de maniquí de madera con objetos metálicos incrustados. Tanto por medio del nombre como la obra en si, el autor quiere expresar como nuestras cabezas pueden llegar a pensar como una maquina a partir de todos nuestros conocimientos y de lo que nos hes dado como sociedad; también precisamente consideramos que puede ser una critica al hombre que se deja manejar por la misma sociedad como si fuera una maquina que se utiliza cuando se la necesite.

En la parte superior ademas hay una especie de tubo conectado con la cabeza que podría pensarse que sirve para meter toda la información o los pensamientos que se le quieran agregar.

Apoya esto la declaración de Hausmann que aseguraba que el alemán promedio “no tiene más capacidades que esas que han sido adheridas con pegamento en los costados de su cráneo; su cerebro permanece vacío.”


Para finalizar

Dentro de este marco, la máquina era vista como una expresión del racionalismo. Los dadaístas proyectaban la sistematicidad de la mente humana en una máquina, la cual está hecha con un fin específico y debe seguir una serie de pasos definidos para poder realizar dicho objetivo.

En esta lógica podemos pensar que la máquina está hecha con el fin de hacer actuar al hombre bajo las leyes con la que la máquina ha sido creada, limitándolo, sobre otras cosas, en su capacidad creativa. El hombre, actualmente, está dejando de lado el oficio, entendiéndose este como la relación de sensibilidad que se tiene con la obra, y ha dejado que las fábricas y sus máquinas industriales se conviertan en los protagonistas.

Dentro del Dadaismo, este oficio o sensibilidad hacia el arte era muy de contacto a diferencia de ahora: Los collages no eran producidos a través de softwares de edición, si no que toda las piezas, por muy pequeñas que fuesen, eran cortadas y pegadas a mano. Los poemas no era sólo tomar un hoja y ponerse a escribir encima de él, si no que consistía en formarlo palabra a palabra, más allá de que llegue a significar algo coherente, buscaba expresar el valor de las palabras en sí mismas.

Toda esta sensibilidad se ha ido perdiendo mediante la tecnología avanza y, por consiguiente, la máquina también lo hace. Dentro del diseño contemporáneo, el uso de softwares es muy alto, ya que estos permiten ahorro de tiempo en los procesos tempranos del diseño (Dibujo, maquetación, prototipado, etc), dejando así al diseñador como una mano capaz de apretar teclas y no como una mente capaz de idear y proyectar una obra de diseño. El diseñador contemporáneo ha ido perdiendo su oficio a medida este se va alejando del arte, acercándose más a un obrero que sólo sirve órdenes para ejecutar que a un ente capaz de pensar.

Linea de tiempo

Presentación