Ignacio Favilla: Taller Amereida IV

De Casiopea



Título
AsignaturaTaller de Amereida
Del CursoTaller de Amereida 2014, 2º ARQ 2014
CarrerasArquitectura
Alumno(s)Ignacio Favilla

[CLASE 01]

Sudamérica, asombro en degradez de la identidad

El asombro. America y en especifico America Latina es espacio de y para el asombro, con sus vastos desiertos, bosques, selvas y frias cordilleras, encierra la convergencia de muchos pueblos que para ser explicito, me asombran debido a sus diferencias raciales y de dialecto. Un territorio que bien podría compartir ideologías y costumbres, pero que esta dividido por márgenes territoriales que a la larga no vienen a ser mas que los clavos que cierran el ataúd en que los sudamericanos se han enclaustrado al no saber enfocar la belleza de sus culturas hacia el otro lado del mundo.

“De todas las maravilla que he oído, la que mayor asombro me causa es que los hombres tengan miedo” – William Shakespeare

Hay espacios de asombro, como hay espacios de desilusion en America, y un gran espacio para esto ultimo lo consideraría las ultimas décadas de desarrollo para nuestros países. Y cuando digo “desarrollo”, no me refiero a que ciudad tiene mas habitantes, o a que empresa llego a su meta con nuevos productos de importación, no, me refiero al ingenio de cada pueblo para reinventarse a través de los años. ¿Por qué debemos copiar lo que hace el norteamericano? por que alfombramos nuestras oficinas, las llenamos de luces, muebles de ultimo diseño… para impresionar y asombrar a quien apenas conocemos? cual es el objetivo de no ver lo propio, de preocuparse de lo local, mientras lo extranjero cada dia mas infecta nuestro espíritu de americano propiamente tal. No somos quien debe velar por asombrar al resto, debemos asombrarnos por nuestra capacidad de sobrevivir en un mundo que dia a dia es mas falso, se reviste con el brillo de lo tecnológico, de la modernidad que en la filosofía no es mas que la degradez de lo propio. El artista y el poeta se esfuerzan por presentar ideas nuevas que nadie ha visto, y nosotros nos enfocamos en impresionar con el revestimiento de lo pobre. Le llamamos incorrectamente “minimalista” a lo falto de carácter, lo reconocemos como “vintage” solo para no mirar hacia el futuro, la identidad recae en lo que nos recae por naturaleza, ser nosotros mismos y no identificarnos con lo que esta en el otro hemisferio.


[CLASE 02]

Umbral abierto en torno a la realidad del sueño

El umbral puede ser considerado un espacio físico comúnmente, pero mas que eso es el permanecer y transitar desde la luz a la sombra, o bien viceversa. Con esto podemos considerar lo que el poeta realiza en torno al oficio, que es la realidad? donde queda lo autóctono del sueño y cual es el umbral que cruzamos hacia lo realmente verdadero. Nosotros construimos realidad pero podemos caer en lo onírico para llegar a lo transversal que el artista o bien, el arquitecto debe configurar en el diario vivir.

“Todo lo que vemos o parecemos es solamente un sueño dentro de un sueño” – Edgar Allan Poe

Para hacer del espacio de hoy un espacio de encuentro, debemos escucharnos, para conseguir que lo que se sueñe y lo que se pretende en nuestra dimensión, y no otra, pueda obtener un fin concreto. America es la agrupación de mucho, el conjunto que llama a un total, por lo que no es posible imaginar sin pensar en un “todo” en especifico. No podemos considerar una vida en torno al oficio sin reunir lo futuro y lo pasado, por lo que el conjunto es eso, bien sea Amereida es el llamado a confluir en un solo punto, llegar a la reunión de dos o mas conceptos que propician el arte en torno a lo que llevamos a cabo.

“La posibilidad de realizar un sueño es lo que hace que la vida sea interesante”. – Paulo Coelho

¿Por qué quedarnos con lo que tenemos antes de traspasar el umbral sin saber que hay mas alla? es lo que seguramente mas de alguien que cultive el oficio tal como es, se debe preguntar cada dia al tomar un riesgo, algo que puede interpretarse a mal o bien dependiendo de cual es el peligro que corra al interponerse a esto “abierto” que supone el umbral, que, poéticamente hablando, nos restringe a tomar una decisión de cruzar o no cruzar, de vivir o sobrevivir.


[CLASE 03]

El pasado americano en disputa por lo propio

America es la convergencia de mucho, como se puede deducir, es el confluir de lo distinto que busca algo común en su larga extensión. Podemos decir que hay cosas propias de cada país pero que se comparten, lo que no deja de asombrarme es como esto depende de un factor del pasado, como no olvidamos nuestras raíces para arraigar lo que es mio y lo que es tuyo (que ha sido un tema recurrente para conflictos en el continente).

“No hay odio de razas, porque no hay razas. Los pensadores canijos, los pensadores de lámparas, enhebran y recalientan las razas de librería, que el viajero justo y el observador cordial buscan en vano en la justicia de la naturaleza, donde resalta, en el amor victorioso y el apetito turbulento, la identidad universal del hombre. El alma emana, igual y eterna, de los cuerpos diversos en forma y en color.” –Nuestra America, José Martí.

Creo que cada quien busca lo propio para definir un limite imaginario que nuestros antepasados marcaron a puño y sangre, no hay quien reclame o declame lo individual por una meritocracia excesiva y elocuentemente moderna. Para respaldar la idea de que lo propio se funde con el pasado, cito a Wilde en uno de sus más celebres cuentos…

“Mi querido amigo, su encantadora hijita ha prestado un servicio importantísimo a mi desgraciado antecesor. Mi familia y yo le estamos reconocidísimos por su maravilloso valor y por la sangre fría que ha demostrado. Las joyas le pertenecen, sin duda alguna, y creo, a fe mía, que si tuviese yo la suficiente insensibilidad para quitárselas, el viejo tunante saldría de su tumba al cabo de quince días para infernarme la vida. En cuanto a que sean joyas de familia, no podrían serlo sino después de estar especificadas como tales en un testamento, en forma legal, y la existencia de estas joyas permaneció siempre ignorada. Le aseguro que son tan mías como de su mayordomo. Cuando la señorita Virginia sea mayor, sospecho que le encantará tener cosas tan lindas que llevar. Además, señor Otis, olvida usted que adquirió usted el inmueble y el fantasma bajo inventario. De modo que todo lo que pertenece al fantasma le pertenece a usted. A pesar de las pruebas de actividad que ha dado Simón por el corredor, no por eso deja de estar menos muerto, desde el punto de vista legal, y su compra lo hace a usted dueño de lo que le pertenecía a él.” - El Fantasma de Canterville, Oscar Wilde, 1887.


[CLASE 04]

Automatas en función del oficio

Mito del Golem Y si en realidad somos maquinas? quizá todos seguimos las ordenes de un pensamiento superior que no nos deja valernos por nosotros mismos, pero bueno, hemos funcionado bastante bien a pesar de que esto pudiera ser verdad no? El Golem es quizá la representación legendaria de que todos somos los sirvientes de lo que nos dice el resto, la sociedad en si nos priva de los sentidos que queremos mostrarle al mundo, pero no esta demás decir que nosotros mismos nos encerramos en esta idea. El oficio nos encajona en un pensar limitado que nos hace un hato de golems a fin de cuentas, no cabe duda que el ser humano mismo al trabajar dia a dia en lo que disfruta y lo transforma en un poeta de la forma en que ejerce, se transforma a si mismo en una bestia autómata que persigue fines por su propio bien y sin medir consecuencias, solo fines.

PEDES IN TERRA AD SIDERA VISUS Los pies en la tierra, la mirada en el cielo. Recordemos lo primero antes que elevarnos hacia lo que queremos, podemos perder la razón en la búsqueda de la gloria o la trayectoria. Que la intervencion del espacio y la observacion sea algo conjunto a nuestros deseos, no a lo que la ambicion nos orille.


[CLASE 05]

En el abismo de la sociedad

"A tiempos desesperados, medidas desesperadas" - Stephen Sondheim

Lo abisal, tan cercano como lejano, tan ciego como claro, es un concepto que encierra a America. Vivimos al borde de la construcción de un continente, nos orillamos a ver realidades muy distintas. Por que tenemos que enfrentarnos a la vida en un abismo que se aproxima a la distinción, a lo que separa al común del común mas elitista. ¿Cómo reconocemos el abismo? y de que manera lo hacemos propio para no diferenciarnos tanto de aquellos que bien podrían estar en el fondo del agujero o quizá vivan orillados mirando en la comodidad desde el borde próximo a estrellarse contra el suelo y caer en cuenta de cómo es la vida realmente. Creo, sin embargo, que a tiempos tales como los actuales, en que la vida no representa mas que una constante lucha por sobresalir de entre el lodo e inmundicia que es la sociedad, debemos tomar medidas desesperadas para ejercer nuestro oficio y construir la vida que pretendemos es la correcta.


[CLASE 06]

Los originales, renacer en retroespectiva

"La originalidad no consiste en decir cosas nuevas, sino en decirlas como si nunca hubiesen sido dichas por otro” - Johann W. Goethe

Lo original implica raíces, trae a nosotros el recuerdo de otros tiempos. Pero “los originales” es hablar de quienes marcaron la ruta para los que llegamos luego, como pretendemos rendir tributo a personas que no están entre nosotros… de la forma mas simple y que muchos doctos e ilustrados en el tema quizá no han descubierto tras hojear incansablemente las resecas hojas de los libros que tanto investigan. La respuesta es muy sencilla: siguiendo sus enseñanzas. Continuar con el legado que dejaron al dejarnos a nosotros. A pesar de que podría sonar como una contradicción, pensemos: original, origen… “ori”, directo del latin, significa renacer, empezar, surgir, pero por que deberíamos dejar atrás lo enseñado y recomenzar todo desde los cimientos? no, no es correcto referirse al tema de esa forma, cuando hablamos de surgir de nuevo es enfocándonos a comenzar desde el sendero ya indicado por los antiguos, a vislumbrar a través de la enceguecedora modernidad y apegarnos a lo clásico para obtener mejores resultados de lo que vendrá próximamente.


[CLASE 07]

Ve, luego observa

“Usted ve, pero no observa”.- Sir Arthur Conan Doyle

Podemos ver, eso es algo obvio, pero no podemos observar con la misma facilidad, es distinto. La palabra “observar” del latin “observare” Ob servare: Ob que significa delante, servare, tener, guardar, conservar. ¿Pero como diferenciamos la superficialidad de ver a la astucia y profundidad cognitiva de observar? es algo complicado dentro de los canones modernos en que casi todo significa lo mismo, difiriendo en lo minimo para marcar puntos referenciales. El hecho de ser artista o el mero deseo de convertirse en tal personaje es ver, pero adentrarse en el oficio, comprender que debo y que no debo hacer para lograr mis objetivos es observar. Es ir un paso mas alla para dar acogida a lo que el resto de las personas no ve con claridad tras una primera ojeada. Quien es superficial verá, con mucho esfuerzo, el fondo; el sabio puede ver el trasfondo, que es donde se halla la real riqueza.

“Lo esencial es invisible a los ojos” - Antoine de Saint-Exupery


[CLASE 08]

La naturaleza del descubrir

"Quizás la más grande y mejor lección de la historia es que nadie aprendió las lecciones de la historia”. - Adolf Hitler

Lo natural es lo que define a lo que esta a su alrededor, esto a su vez es algo desconocido para la mayoría de las personas al no contar con un vislumbrar de que es lo lejano, lo aun no explorado. Quiza lo mas relevante de esto sea que no aprendemos de nuestros errores y nos enclaustramos en la idea de que todo llega a nosotros y no recíprocamente. A mi pensar, cometemos la misma equivocación, y por ello es que cada dia hay mas cosas por descubrir y tan pocos aventurados a hacerlo.

“Lo que llamamos casualidad no es ni puede ser sino la causa ignorada de un efecto desconocido.” - Voltaire

El alrededor de America necesita ser descubierto, tal y como fue descubierto nuestro continente, a ciegas y sin saber que se encontraría, los cambios ambiciosos son los que propician la conquista de lo que favorece el futuro. ¿Como me encuentro con lo que no he buscado?… pues esperando lo que nadie espera, lo inesperado en la naturaleza del mismo mundo. Tal como las semillas de una planta pueden viajar en las grandes ventiscas a traves de mares oceanos y valles hasta encontrar su lugar en el otro hemisferio, nuestra naturaleza nos incita y llama a buscar lo lejano, no lo comodamente cercano, a desentrañar los misterios del miedo a conocer lo nuevo, para construir lo que, a fin de cuentas, es nuestro propósito: el habitar.