Harry Beck

De Casiopea

En 1931 Harry Beck[1] diseña un plano esquemático para representar la estructura del metro de Londres. Beck ideó un plano en el que representaba las diferentes líneas y paradas mediante elementos simples como líneas rectas o en ángulos de 45 grados, un número limitado de símbolos, distancias entre estaciones constante y diferentes colores para identificar cada línea del metro; es decir, en vez de utilizar los modelos anteriores, que eran fieles topográficamente a la superficie, imitó la estructura de un diagrama de red eléctrica. La importancia de este invento, y la revolución que provoca en cuanto a la visualización de la información radica en que Beck comprendió que los usuarios del metro, no necesitaban saber en todo momento dónde se encontraban respecto a la superficie, sino tan sólo cuando salían de las estaciones, integrando además, toda la información relativa a las conexiones entre líneas. Al simplificar el intrincado trazado del metro y limitar la información que ofrecía a la estrictamente necesaria, el plano ganó en legibilidad y comprensión y, por ello, fue rápidamente imitado.


Mapa del metro de Londres, originalmente basado en la concordancia geográfica del metro con la superficie.
Mapa del metro de Londres. versión actual