De lo Rígido a lo Voluble : La Conciencia de Lo Infinito pone en crisis al Sujeto del Barroco

De Casiopea




TítuloDe lo Rígido a lo Voluble: La Conciencia de Lo Infinito pone en Crisis al sujeto del Barroco
Período2013-2013
AsignaturaPresentación 4.5 ARQ 2013
CarrerasArquitectura
Alumno(s)María Francisca Guíñez
ProfesorAndrés Garcés, Salvador Zahr, Eduardo Retamales


El Barroco o “Lo Barroco” visto como un concepto aplicado a la transformación cultural de la condición psicológica del ser humano en este periodo de la historia, significa fundamentalmente la Apertura hacia la Visión Infinita que puede alcanzar el Ser Humano, tanto fuera como dentro de Sí.


Desequilibrio: Gobierno y Pueblo

Responde a un quiebre del paradigma filosófico como consecuencia del desdibujamiento de los límites racionales, debido en parte a la inestabilidad social, generada por la concentración de las riquezas del mundo, en el poder caprichoso y desmesurado de las “familias reales”.

Anterior al periodo en que se sitúa el Barroco (S. XVII), la sociedad se organizaba dentro de una estructura social piramidal. Este orden vertical, respondía a patrones culturales establecidos por el dominio de la religión católica y el poder político, pasando desde el imperio en la época antigua, a la diversificación territorial de la Edad Media, en estados mas pequeños gobernados por la figura de “El Monarca”. También lidera en la cúspide de esta pirámide la figura de el Papa. Ambos representaban el espíritu de Dios encarnando el cuerpo del hombre. Esta estructura social cambia de ser inamovible, a un orden mas blando que permite la ascensión de una casta a otra mediante el comercio de indulgencias y la instauración de una nueva clase conocida como la Burguesía. Estas figuras absolutas se ponen en duda por una sociedad vulnerable, que responde en forma visceral y emocional al tiempo de crisis.

Las bancas rotas de los gobiernos, originadas con la inversión del capital en la empresa del descubrimiento de América sumado a los excesos invertidos en la expansión del poder territorial de las figuras reinantes, divide a la sociedad en escenarios opuestos. Por un lado la clase política y religiosa, que expresa la supremacía del poder en desmedro de las necesidades del pueblo; y en el otro una sociedad turbada por el desengaño, que comienza a expresarse en forma hilarante y burlesca, como respuesta a la opresión que ejercía la monarquía y el sometimiento a la religión.


Fundición de dos Mundos

El encuentro de ambos continentes impulsa al ámbito de la ciencia a explorar el espacio desconocido y lejano en todas direcciones. Hacia fines del siglo XVI se desarrollaba la creación del primer telescopio, y con los estudios que este permitió, se reconoció que la tierra giraba sobre un eje propio, y además en una órbita alrededor del sol. Estos adelantos científicos transforman el pensamiento del hombre y esto se refleja en la creación artística y arquitectónica de la época. La profundidad del espacio cobra mayor relevancia puesto que La Forma trata de abarcar lo inconmensurable.

Para el continente europeo significa una expansión del mundo reconocido, pues se abre el encuentro entre dos culturas diferentes con el hallazgo de América. Sin duda este hecho histórico puede ser uno de los mas significativos (perteneciente a esta etapa de la humanidad), pues transforma el destino del hombre extendiendo puentes hacia lo desconocido, tanto para la cultura europea como para la americana. Con este hecho nace una nueva etnia producto de la fusión entre americanas/os y europeos/as.

La corona europea planea estrategias para convertir al sujeto americano al sometimiento de la fe católica. Y para conseguirlo incorpora la idiosincrasia americana en la iconografía europea intentando hacer creer que su cultura primitiva cabía dentro de la otra.


Giro en la Mirada

El “Barroco” dentro de la historia del arte, corresponde a un nuevo enfoque, a una nueva perspectiva de la obra artística. Sus representaciones dejan ver lo opuesto al orden de lo clásico, donde las obras se componían a partir de la simetría y la rigidez de la Forma. Podemos observar un cambio predominante en el uso de la línea recta a la línea curva, que da origen a formas y a espacios cóncavos y convexos, otorgándole profundidad y movimiento a las figuras, lo que generaba una subjetividad en la interpretación de la obra por parte de espectador.

Temporalmente, “El Barroco” es posterior al Manierismo de Miguel Angel, Rafael y Leonardo, considerados como los mayores exponentes de este estilo perteneciente al “Renacimiento”, quienes ya sugerían una mayor levedad en la obra de arte, algo que la sacara y elevara del suelo. Una transformación de lo rígido y estático, a lo Fluido y Flexible. Esto se debe a un sentimiento de libertad que trae consigo el renacimiento, la posibilidad que tiene el ser humano de ser un ente transformador de la realidad del mundo, al ver derribadas sus antiguas limitaciones y enfrentarse a un espacio desconocido donde la tarea es comenzar a descubrir y maravillarse con lo nuevo. Pero este aprecio por la Libertad durara hasta que las incertidumbres llegan hasta el extremo, y el hombre se siente en un vació desorganizado que dará pie al nihilismo del sujeto barroco. Esta transformación esta bien definida por Bernat Castany Prado en su texto “Sublimidad y Nihilismo en la cultura del Barroco”

“(…) el paso del Renacimiento al Barroco puede entenderse como el paso de la claustrofobia del sentido que sentía el hombre renacentista frente al mundo medieval, a la agorafobia de la libertad que sentirá el hombre barroco frente a un mundo infinito y desordenado, dejado de la mano de Dios.”


Extraviar el Sentido de la Vida

El Barroco surge en un periodo de exploración de nuevos horizontes en diversos ámbitos: científico, matemático, geográfico (territorial), artístico (espacial), psicológico (emocional), político y espiritual. La condición humana reconoce la vastedad de sus fronteras y decide alcanzarlas en el desbordamiento de su individualidad independiente del estatus social que condiciona al ser humano.

Es un momento en que se expande el conocimiento en todas sus aristas y esto provoca una sensación de vértigo o de libertad abismal. El pesimismo característico de la época, es reflejo del desamparo ocasionado por las múltiples dudas que surgen con la amplitud de estos nuevos horizontes. El sujeto se cuestiona el lugar privilegiado que creía tener ante los ojos de Dios. Ahora el universo ha crecido, y con esto, la posibilidad de que existan mas mundos habitados por distintas razas, mejores o peores que la raza humana. La sensación de vacío y soledad se apodera del sujeto barroco, y por ello, la necesidad de conquista se incrementa en pos de conservar el poder que le daba sentido a la vida; o bien, la necesidad de romper el orden que sometía al sujeto bajo la voluntad y el abuso del poder de `otro`.


Desbordamiento del Espacio Litúrgico

La Iglesia católica tampoco estuvo exenta del caos. Como consecuencia de sus múltiples acciones corruptas, surge una Reforma Protestante que divide a la iglesias en dos polos y con esto surgen nuevas iglesias cristianas desapegadas del catolicismo. En respuesta a este desajuste, la iglesia toma medidas concretas para atraer a sus ovejas descarriadas y restaurar su dominio.

Entre sus estrategias podemos observar el desbordamiento del espacio litúrgico hacia el espacio público, con el fin de acercar la religión al ciudadano e impregnar el espacio urbano de iconos y figuras que parecían muy distantes del habitante.

Las fachadas de las iglesias aumentan su espesor y se transforman en verdaderos espacios escenográficos donde el ciudadano común formara parte del momento místico representado por la escultura en el frontis de la iglesia. Algunas reuniones católicas también se exteriorizan al espacio urbano, como las sesiones de catecismo que se llevaban a cabo bajo el alerón de la fachada principal. De esta manera la iglesia intentara atraer mas fieles y recuperar la credibilidad en la sociedad turbada y desconfiada.

Así podemos observar como el desbordamiento del espacio finito de los templos católicos, busca abarcar el espacio inconmensurable ya no dentro de sí, sino en su exterior mediantes recursos estilísticos como el `recargo´ que da cuenta de una expresión de lo cuantioso e infinito. Reflejo de la disolución de los limites internos y externos del mundo cristiano.


CASO DE ESTUDIO EUROPEO

El Palacio De Versailles

'Un Escenario para Reflejar los Excesos de la Monarquía'


La edificación de esta obra fue desarrollada en pleno siglo XVII por el arquitecto a cargo Louis Le Vau, siendo Luis XIV el monarca que solicitó la construcción de una pequeña ciudad alejada de los problemas concentrados en el centro de parís. Un palacio de descanso donde pudiera desarrollar tranquilamente su afición por la caza.

Como obra de arquitectura europea, el Palacio de Versailles representa uno de los escenarios que mas dio cabida el arte barroco. Es también un símbolo de la monarquía absoluta, en cuanto a la representación del poder económico y político concentrado de toda Europa.

El trazado de su eje principal tiene mas de 4 kilómetros de longitud.

A partir de esta magnitud de la obra, podemos comenzar a estudiar el valor inconmensurable que significa Versailles como representación de una mentalidad barroca.

Si tomamos los extremos de la línea del eje principal, veremos al extremo poniente la construcción de un horizonte vasto, donde se aprecia la lejanía del territorio, un sinfín para la obra que se extiende a partir de un gran canal artificial con forma de cruz católica, y que actúa como espejo de agua dando mayor amplitud al espacio gracias al reflejo del cielo, trayendo también la dimensión vertical a lo largo y ancho de todo el trazado.

En el otro extremo, dirigiéndose hacia el este, se encuentran las dependencias del palacio, donde se concentran las estancias del rey y los ministros en una edificación tipo castillo feudal. En lo Formal, el palacio esta compuesto por una serie de cuerpos lineales que constituyen una cuadricula con un vacío central donde se encuentra el denominado patio de mármol. Al interior del palacio es también el lujo y la exuberancia lo que predomina en cada una de sus dependencias, entre ellas la conocida Galería de los Espejos que corresponde al ala central del palacio, con una dimensión aproximada de 800 metros cuadrados (80 de largo, 11 de ancho, y 14 de alto). Este espacio recalca la idea de que los personajes protagonistas de la sociedad son quienes están en el poder, viendo su propio reflejo multiplicado infinitas veces en toda la amplitud del lugar. Desde esta Galería es posible tener un dominio visual de todo el eje central de los jardines que se extienden hacia el horizonte. Un escenario para reflejar los excesos de la monarquía.

Para mantener en funcionamiento este descomunal castillo real, el Monarca Luis XIV, quien se bautizó con el nombre de “Rey Sol”, requiere de un séquito de sirvientes trabajando día y noche para cumplir con las excesivas y rigurosas normas que demandaban las ingeniosidades del rey. Entre ellas un amanecer ritual donde es el propio Luis XIV el objeto fetiche de culto, quien tiene sus aposentos en la habitación central del palacio. Y cientos de sirvientes e invitados que se alojan en el castillo, debían estar preparados antes de las 6 de la mañana, para observar su despertar y oír las primeras instrucciones del día que dieran pie al comienzo de las faenas matutinas.

El entorno del palacio esta compuesto por los jardines que el rey mando a diseñar con el fin de practicar su deleite por la caza, por lo tanto esta lleno de recorridos para internarse en el bosque que se funde en el valle, a través de un trazado geométrico que nace desde el castillo para no perder el dominio de sus recorridos.

La idea de dominio a partir de la construcción de ejes visuales, es la base de la composición arquitectónica de Versalles. De esta manera es posible abarcar la dimensión gigantesca de la extensión construida, con el fin de gobernar la inmensidad a través de un tránsito liberado de la vista. Este mecanismo de ordenación visual surge como un recurso arquitectónico del periodo barroco. El cual es posible de homologar con la mecánica del reciente invento de la ciencia: El Telescopio. A partir de su extensión y proyección de un eje visual, es posible adentrarse en el espacio infinito, retrayendo una sucesión de planos que la visión logra detectar configurando la imagen.

Finalmente cabe decir que los prodigios monacales serán removidos una vez organizada la Revolución Francesa. Con ella podemos evocar el quiebre de la estructura intransigente del sistema planteado por las monarquías, significó uno de los ejemplos mas notables del alzamiento popular en contra de los abusos ejercidos por un Monarca, quien se sentaba en la cúspide de la pirámide a mover los hilos de sus súbditos-marionetas. El palacio fue tomado por los ciudadanos, y la familia real obligada a trasladarse a Paris, hecho que acabo con la decapitación de Luis XIV al filo de la guillotina. Acción que refleja el desbordamiento de los límites internos (viscerales) alcanzados por el ser humano en la época barroca